lunes, 6 de abril de 2020 13:57 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente digital

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
La conexión

El cura contable

La detención en El Vaticano del cura ecónomo Lucio Vallejo ha sorprendido en todo el mundo salvo en la provincia de León y, concretamente, en las comarcas de Astorga y La Cepeda. Lo verdaderamente sorprendente fue su ascenso, hace cuatro años, desde su puesto de ecónomo y administrador de los fondos de la Diócesis de Astorga hasta El Vaticano, donde desempeñó con el anterior Papa, el ultraconservador Benedicto XVI, la responsabilidad de administrar y reorganizar las cuentas de El Vaticano. Nadie se explicó un salto tan vertiginoso.

Martínez Carrión
06/11/2015 - 03:30

Luego se supo que su adscripción al Opus Dei, su carácter muy conservador y el éxito en la organización de la última visita del Papa para presidir el Día Mundial de la Familia había asombrado a Rouco Varela, entonces presidente de la Conferencia Episcopal española. El apoyo de Rouco fue determinante para su traslado a El Vaticano, donde tuvo plenos poderes para intentar reorganizar las finanzas vaticanas.
En Astorga se conocía muy bien el carácter y las actividades de este cura, incluido su gusto por la buena vida y, sobre todo, por la arquitectura de vanguardia. Su casa en una urbanización de lujo en un pueblo de La Cepeda ha sido premio nacional de arquitectura. Eso sí, luego se supo, que esa casa era ilegal, que se había levantado sin ningún tipo de licencia ni permiso. Lucio Vallejo pagó inmediatamente la multa millonaria y siguió disfrutando de su hogar de diseño.
Antes, el nombre de Lucio Vallejo había destacado por ser el responsable del fracaso de una inversión multimillonaria de la Diócesis de Astorga en Gescartera, una gestora que a nivel nacional quebró en el año 2001 tras la desaparición de unos 20.000 millones de euros y puso al descubierto una serie de privilegios de grandes inversores españolas, entre ellos a este sacerdote. El obispo de Astorga ordenó asumir las pérdidas y se echó tierra sobre el asunto. Nadie pidió explicaciones a este cura.
Además de por esta polémica, en los pueblos que él administraba como cura párroco le recuerdan bien. Hay quien destaca su inteligencia, voluntad de trabajo, esfuerzo y sacrificio y, por otra parte, hay quien resalta su voluntad recaudadora con toda clase de iniciativas para reforzar los ingresos de la Diócesis.
La llegada del Papa Francisco y la aplicación de sus primeras reformas, entre ellas la de intentar dar transparencia a las finanzas vaticanas, desplazó de sus responsabilidades a Lucio Vallejo y ahora se dice que ésta ha sido la causa por la que presuntamente ha filtrado documentos internos de El Vaticano y actividades muy privadas del Papa a medios de comunicación italianos. Sería una especie de venganza al ser desplazado.
Su arresto en El Vaticano, acusado de ser el origen de esas filtraciones, ha conmocionado a medio mundo menos a los feligreses leoneses, quienes ya conocían perfectamente las andanzas de este polémico cura. Responsables de la Diócesis de Astorga prefieren no comentar nada, alegando que Vallejo ya lleva cuatro años alejado de la Diócesis y sólo desde el Opus Dei se ha materializado un apoyo claro a la gestión de este sacerdote. Ya se sabe que en el Opus reina la disciplina interna y la defensa férrea de sus miembros, sea cual sea la circunstancia que les afecte.
Puede ser que en el fondo se trate de una guerra entre distintos sectores de la Curia romana, pero queda claro que El Vaticano no se libra de su fama de opacidad en sus finanzas y de ser un nido de corrupción y despilfarro. Mucho trabajo tiene por delante el Papa Francisco.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres