miércoles, 18 de septiembre de 2019 22:48 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente digital

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos

14 trucos para ahorrar agua

La ausencia de lluvias en los últimos meses ha propiciado una sequía que podría complicarse con la llegada del verano. Hasta que lleguen las precipitaciones, ofrecemos una serie de consejos para no malgastar el líquido elemento.

Archivado en: medio ambiente, agua, sostenibilidad, ecología

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Jaime Domínguez
02/6/2017 - 10:15

Si algo ha caracterizado a los últimos meses en el aspecto meteorológico ha sido la escasa cantidad de lluvia que ha caído a lo largo y ancho del país. La ausencia de precipitaciones ha activado las alarmas en varios puntos de España ante el descenso de los niveles en los pantanos, una situación que podría empeorar con la llegada del verano.

Para intentar aprovechar al máximo el agua del que disponemos en este momento, recomendamos una serie de pequeños gestos y consejos que, sin embargo, pueden suponer el ahorro de miles de litros a lo largo del año.

  1. No dejar el grifo del baño abierto cuando nos cepillamos los dientes. Quizá es la recomendación más habitual, pero sigue habiendo personas que no la llevan a la práctica. Se estima que se pueden ahorrar unos 12 litros de agua por minuto.
  2. Cortar el agua mientras nos enjabonamos en la ducha. La justificación y la cantidad de agua ahorrada por cada minuto es la misma que en el primer consejo. Teniendo en cuenta que se trata de un proceso más largo que el de cepillarse los dientes, el volumen de líquido malgastado puede ser incluso superior.

  3. Mejor la ducha que el baño. A pesar de que la mayoría de la gente ha abandonado la costumbre de llenar la bañera para asearse, nunca está de más recordar que esta medida impide el desperdicio de hasta 80 litros.
  4. Llenar moderadamente el lavabo para afeitarse. En lugar de dejar correr el agua, lo más indicado a la hora de rasurarse es almacenar al principio una pequeña cantidad para poder aclarar la cuchilla después de cada pasada.

  5. Doble pulsador. Si tenemos pensado hacer alguna reforma en nuestro cuarto de baño es muy recomendable optar por inodoros que vengan equipados con este sistema, en el que se puede cortar el flujo de agua que utilizamos cada vez solo pulsando un botón.
  6. Tener una papelera en el baño. Evita la tentación de utilizar la taza como si fuera un cubo de basura. Permite ahorrar entre 6 y 12 litros varias veces al día.

  7. Tener una botella o una jarra con agua fría en la nevera. Esta práctica tan sencilla anula la posibilidad de dejar el grifo abierto durante un rato para que el líquido se vaya enfriando. Si bebemos directamente de la que tenemos en el refrigerador no caeremos en esta costumbre tan extendida y que malgasta decenas de litros al día.
  8. Usar grifos monomando. El tradicional sistema de dos mandos, uno para el agua fría y otro para la caliente, desperdicia la nada desdeñable cantidad de 170 litros al mes, algo a tener en cuenta si hacemos obra en casa.

  9. Impedir el goteo en los grifos. La suma de las gotas de agua que caen de las instalaciones en mal estado puede suponer cientos de litros desperdiciados cada mes. Por este motivo es imprescindible arreglar cualquier avería, ya sea por nuestra cuenta si es sencilla o llamando a algún profesional.
  10. Utilizar el lavavajillas lleno. Aprovechar al máximo la capacidad de este electrodoméstico es preferible a lavar los platos a mano. Emplearlo de manera correcta puede suponer un ahorro del 40% de agua requerida para tener la vajilla a punto.

  11. Usar un barreño. En el caso de no tener lavaplatos en casa y tener que hacerlo a mano, lo ideal es llenar un recipiente y aclarar allí los utensilios de cocina.

  12. Descongelar la comida en el frigorífico. Sacar los alimentos del congelador e intentar eliminar el hielo poniéndolos bajo el grifo supone malgastar una cantidad de agua que puede llegar a los 22 litros.

  13. Regar las plantas cuando no apriete el calor. Los vegetales necesitan menos agua cuando la temperatura es más fresca, ya que en las horas centrales del día el líquido se evapora antes de que puedan absorberlo.

  14. No utilizar lejía en la limpieza. Este producto rompe el equilibrio bacteriano del agua y dificulta el trabajo de las depuradoras. Lo ideal es emplear detergentes que no contengan fosfatos a la hora de lavar la ropa.
añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Comentarios - 1

1 | Fernando - 03/6/2017 - 00:25

todos los gimnasios, complejos deportivos y campings deberían tener limitado el consumo de las duchas con esto que anuncian http://www.hispagimnasios.com/tablon-de-anuncios-f7/topic87588.html

no conozco el alcance en cuanto a ahorro de estos aparatos, pero ahorrar, ahorran mucho agua

Los comentarios están cerrados...

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres