sábado, 14 de diciembre de 2019 14:23 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Arganda

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
OCHO KILÓMETROS LES SEPARAN DEL MUNICIPIO

Vecinos de la finca 'Avícola del Jarama' reclaman un 'bus' escolar

Mihaela y su hijo de cuatro años esperan el autobús en el Puente de Arganda una hora, cada día, para llegar a casa, en la finca ‘Avícola del Jarama'. Estas viviendas se ubican a unos ocho kilómetros del municipio y los residentes tienen "serias dificultades", como reconoce esta madre, para llegar hasta el colegio, en su caso, de La Milagrosa, donde estudia el pequeño.

Archivado en: avícola, jarama, niños, arganda, rey, escolar, autobús

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

gentedigital.es/ Patricia M. Molinero
12/12/2014 - 08:10

"Por la mañana hay más frecuencia de paso, pero por las tardes es un horror, estamos en la parada de 16:30 a 17:30 para coger el vehículo que sale desde Morata de Tajuña y comunica con Conde de Casal y llegar hasta mi domicilio. Aquí hace frío, otros días llueve... No podemos seguir así", dice esta afectada. No es la única. Según denuncia, hay una treintena de menores en la misma situación, de los cuales, 18 cursan el tramo de Infantil y Primaria, y otros 12 acuden a clase en la Enseñanza Secundaria Obligatoria(ESO).

Su reclamo a la Comunidad de Madrid es claro: "Queremos un autobús escolar", dice Mihaela. Y de momento, las soluciones pasan por matricular a los alumnos en las instalaciones educativas del barrio de La Poveda. "Yo no quiero esta opción. Su padre estudió en La Milagrosa y, allí, también están sus primos. Creo que tengo derecho a elegir la mejor opción para él", añade. La ‘tijera' ha llegado a este servicio que antes, tal y como confirma esta vecina de Arganda del Rey, se prestaba con normalidad. "No entiendo por qué no tenemos derecho a un transporte para nuestros pequeños, nosotros pagamos como cualquier otro ciudadano, y tenemos nuestros contratos de alquiler en regla", añade. Los moradores de estas viviendas asumen un arrendamiento más bajo en relación a inmuebles similares en el casco urbano. "Gano 500 euros, no podría permitirme un piso en otra zona", explica. De momento, irá a visitarles un responsable del IRIS, porque les vinculan con un poblado chabolista. "No son infraviviendas", matiza.

NEGOCIACIONES
Las familias han iniciado una campaña de recogida de firmas y han mantenido reuniones con varias administraciones. "Estuvimos en contacto con un inspector del Gobierno autonómico y también con el concejal de Educación, pero no nos han dado soluciones", cuenta esta madre, que no alberga demasiadas esperanzas. "Tendremos que pasar el invierno con esta situación a cuestas, aunque no me parece justo", finaliza.

 

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres