lunes, 18 de febrero de 2019 16:34 www.gentedigital.es
Gente blogs

Gente Blogs

Blog de Enrique Hormigos

Demasiada letra

Y si lo dice el Diablo...

La semana pasada volví a meterme hasta las cejas en un tertulia radiofónica, un género que no sé si será muy periodístico, poco periodístico o todo lo contrario, pero ha terminado convirtiéndose en lo más parecido a cinco uñas arañando una pizarra que puede oir uno por ahí desde que murió Gracita Morales.
Lento de reflejos, porque andaba a vueltas con unas viñetas acerca de otro tema de lo más moderno y molón (en este caso, la llamada "inteligencia emocional": cómo hacer las putadas de siempre de manera "empática y sensible"), estuve en el ajo el tiempo suficiente como para escuchar de boca de un merluzo bastante pomposo la famosa expresión: "Esa es la excepción que confirma la regla".

Maldición. Otra vez. Pues de esta vez no pasa.

A ver: Coja ud. su ejemplar del "Diccionario del Diablo" de Ambrose Bierce
("Ambrose Gwinet Alarico, hijo de Marco Aurélio Tácito y Laura Bierce, nació el 24 de junio de 1842 en Horse Cave, Ohio. A los cinco años, jugando con un hacha, cortó el pie izquierdo de su hermano mayor. A los once, bajo el desamparo de una sequía irremediable, asiste al suicidio por horca de su padre. Poco después su madre abandona a la familia, fugándose con un pistolero; su hermano Albert (el mutilado) entra en los Jesuitas; su otro hermano entra a trabajar de forzudo en un circo perdiéndose su rastro a las afueras de La Habana, mientras su hermana Cleopatra deviene misionera en una congregación de redenciones africanas y termina devorada por sus feligreses.
De esta manera tan rocambolesca, tras la muerte de su único protector, su tío Lucius (pirata y decorador), durante el naufragio del "Raquel" en aguas canadienses, el pequeño Ambrose queda solo en el mundo...").

Busque la letra "E".
Busque la entrada "Excepción".
¿Qué pone? Yo se lo diré:

"Excepción, s. Cosa que se toma la libertad de diferir de las otras cosas de su clase, como un hombre honesto, una mujer veraz, etc. "La excepción prueba la regla", es un dicho que ésta siempre en boca de los ignorantes, quienes la transmiten como loros de uno a otro, sin reflexionar en su absurdo. En latín, la expresión "Exceptio probat regulam" significa que la excepción "pone a prueba" la regla, y no que la confirma.
El malhechor que vació a esta excelente sentencia de todo su sentido, sustituyéndolo por otro diametralmente opuesto, ejerció un poder maligno que parece ser inmortal".

Pues eso.

+ tonterías en ehormigos.blogspot.com

Publicado el 3 de noviembre de 2008 a las 20:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Comentarios - 0

No hay comentarios



Tu comentario

NORMAS

  • - Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • - Toda alusión personal injuriosa será automáticamente borrada.
  • - No está permitido hacer comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • - Gente Digital no se hace responsable de las opiniones publicadas.
  • - No está permito incluir código HTML.

* Campos obligatorios

Enrique Hormigos

Enrique Hormigos

Desde que me metí en el lucrativo negocio del humor con la idea de hacer una fortuna en un par de semanas y retirarme a vivir de las rentas en una hermosa finca en la Toscana, hay una escena que se repite de manera exacta cada vez que busco echarle el lazo a un nuevo cliente.

La cosa empieza en el despacho de la víctima, dónde me presento generalmente sin avisar (soy un fan del "Efecto Sorpresa"). Una vez que el director se da cuenta de que no me sacará de su despacho sin la ayuda de un revolver del 45, suspira resignado y abre mi viejo carpetón (Viejo desde el día en que lo compré. Lo até mal a la baca de mi motocicleta y, recién salido de la tienda, lo arrastré durante 200 metros por el asfalto. Pero bueno; no lo iba a tirar).

Silencio sepulcral. El tío estudia el material y, después de un rato sin decir ni pío, se rasca la barbilla y murmura: "Mmmm... Demasiada letra..."
Fin de la entrevista.

Y aunque nunca he entendido porqué la gente no se rasca la barbilla y murmura "Mmmm... Demasiada letra" cuando lee los chistes de Forges o de El Perich, espero que, en este caso, mi asqueroso defecto no os desanime demasiado.

De cualquier manera, gracias por sintonizar este canal.
Un saludo.

 

EN TU MAIL

Recibe los blogs de Gente en tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Recibe este blog tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD