martes, 19 de noviembre de 2019 22:09 www.gentedigital.es
Gente blogs

Gente Blogs

Blog de El eterno suplente

Tiempo muerto

Hasta pronto, Raúl

Archivado en: fútbol, Rául, despedida, Real Madrid, Florentino Pérez

imagen

El viernes 28 de octubre de 1994, Raúl González Blanco llegó a su casa y le dijo a su madre que viajaba con el primer equipo del Real Madrid a Zaragoza. Cuenta el futbolista que el padre del '7' madridista durante los últimos 16 años no pudo comer debido a los nervios. Por ser el primero, ése es el recuerdo con el que se queda Raúl durante su despedida oficial del Real Madrid. En un acto muy emotivo y especial, el jugador se ha dicho adiós al club de sus amores durante un acto celebrado en el estadio Santiago Bernabéu.

Florentino Pérez, presidente del Real Madrid, fue el primer en tomar la palabra antes de presentar a Raúl, quien observó con atención un vídeo dedicado a su figura. El máximo mandatario del club blanco ha considerado al futbolista madrileño como el máximo símbolo de lo que es y de lo que debe ser el madridismo por su valores. Entre otros aspectos, Pérez ha valorado la autoexigencia, el esfuerzo y las ansias de triunfo en el deportista de 33 años. Al increíble currículum de Raúl González Blanco, que enumeró sin reparos, el presidente sumó la conquista del reconocimiento y del aplauso de miles de seguidores al fútbol.

Consciente de que Raúl es "dueño de su destino", Florentino Pérez dejó claro que hablamos de un "hasta luego", tal y como sucedió con Di Stéfano. "No te vamos a olvidar porque no queremos olvidarte", concluyó el presidente madridista antes de que Raúl centrase todas las miradas en un "día muy duro y muy difícil para mí, para mi carrera". El futbolista sacó unos apuntes "para no olvidarme de nadie" y encontró, de esta manera, una vía para contener un poco las lágrimas.

"Amo el fútbol sobre casi todas las cosas y ser futbolista del Real Madrid es el mejor sueño que puedo imaginar", señaló Raúl al comienzo de su discurso. El delantero, que quiere sentirse jugador de fútbol hasta que el cuerpo se lo permita, ha dejado claro que en cada jugada ha entregado lo mejor de sí mismo. La rendición no ha entrado en su diccionario. Entonces, se ha puesto a dar las gracias a todos. A los suyos, a presidentes, directivos, compañeros de vestuario, trabajadores del club, entrenadores, cuerpo técnico, rivales y hasta a la prensa, "porque desde el afecto o la crítica han contribuido para que llegue hasta aquí".

Como no, también tuvo palabras de agradecimiento para Jorge Valdano, quien le dio su primera oportunidad con el primer equipo. Los millones de seguidores que tiene el Real Madrid también recibieron un saludo cariñoso del '7' madridista, hubo espacio para recordar a su familia ("sin ellos ni siquiera el fútbol tendría sentido") y a Di Stéfano, que atraviesa un delicado estado de salud. Raúl, que reafirmó su compromiso con el club y su lealtad con los valores blancos, entonó el "¡Hala Madrid!", posó con los trofeos conseguidos en el club y, posteriormente, bajó al campo para saludar a numerosos aficionados que le jaleaban desde uno de los fondos. Después, rueda de prensa.


"ERA MI ÚLTIMA OPORTUNIDAD PARA TENER UNA EXPERIENCIA FUERA"

"Era mi última oportunidad para poder tener una experiencia fuera. Fue una decisión larga en la que el club me ha ayudado en todo momento. Me voy del Real Madrid, pero voy a seguir jugando dos años, voy a vivir otro fútbol y  otra cultura", señaló el delantero para explicar los motivos de su marcha, que tendrá probablemente como destino el Schalke 04 alemán. Luego, "habrá que volver a mi casa. El presidente lo ha dicho: es un hasta pronto". Sin embargo, antes el futbolista quiere seguir jugando, disfrutar de la profesión y vivir "la ilusión de un nuevo reto".

Así empezaba la rueda de prensa del mítico '7' madridista ante los medios de comunicación, donde piropeó a Guti, no quiso entrar a valorar la posibilidad de volver al Bernabéu con otra camiseta y evitó cualquier comentario sobre su futuro equipo, más allá de la actualidad blanca. "Mi atención está en despedirme del Real Madrid y de futuro habrá tiempo para hablar mañana o pasado. En estos últimos tres o cuatro meses he 'viajado' por muchas partes" y, evidentemente, "donde vaya, mi familia vendrá conmigo", apuntó Raúl.

Confiado ante la llegada de nuevos símbolos madridistas procedentes de la cantera, destacó que "este año me he visto de muchas formas, menos de jugador". En cuanto a su posible regreso para formar parte del organigrama deportivo del club, habla con cautela: "Mi reto es seguir siendo futbolista, coger un poco de distancia, formarme. Otra cosa es entrenar, ser director deportivo. Para todo se necesita su tiempo. He vivido a una velocidad enorme y tendré que buscar lo que quiera hacer con tiempo y espacio".

"MOURINHO CONTABA CONMIGO, QUERÍA QUE ME QUEDASE"

"He valorado todo con tranquilidad. Lo que mejor le venía al club y a Raúl era tomar este camino", ha dicho antes de recordar que José Mourinho, nuevo entrenador blanco, "contaba conmigo, quería que me quedase". Durante su carrera deportiva hubo momentos en los que sopesó una salida, pero fue después una última temporada en la que "participé menos", cuando, tras hablar con su mujer, quiso probar "una aventura fuera de España". "Estoy convencido de que si me quedase, jugaría y creo que mucho", se atrevió a decir el delantero.

Marcos Blanco

marcos@gentedigital.es

 

Publicado el 26 de julio de 2010 a las 13:45.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Mourinho: "Será un desafío jugar una Liga en la que está el Barça"

Archivado en: fútbol, Champions, Santiago Bernabéu, José Mourinho, TVI, desafío, FC Barcelona, Florentino Pérez, Inter, San Siro

Los programas radiofónicos relacionados con el deporte analizaban el pasado domingo las palabras de José Mourinho, técnico del Inter y probable entrenador del Real Madrid para la próxima temporada, en una entrevista que el portugués concedió a la televisión portuguesa TVI. 'Mou' dejó caer en estas declaraciones que "será un enorme desafío jugar un campeonato en el que está el Barcelona, que ha hecho 100 puntos en la última Liga y es un equipazo". El actual entrenador del Inter ha señalado que necesita conocer las intenciones del club madridista de cara al nuevo proyecto antes de aceptar la oferta blanca (se dice que firmará por cuatro años a razón de 10 millones de euros por temporada).

En este sentido, 'Mou' afirmó que los jugadores serán las verdaderas estrellas en esta posible nueva etapa y restó importancia a la idea de que su perfil no encaja en la filosofía del Real Madrid."Toda la gente dice que ya es un desafío perdido porque el Real Madrid no encaja en mi perfil o porque no tienen el perfil que yo creo que debe tener un club", comentó 'Mou' sobre este tema.

Sus recientes éxitos deportivos, la empatía que genera entre los futbolistas o la capacidad personal para aguantar las críticas de un equipo tan grande como el madrileño son argumentos suficientes para contratar a Mourinho, que supondrá una nueva inyección económica para el presidente Florentino Pérez y una apuesta arriesgada, debido a la transformación que 'Mou' producirá en el organigrama blanco.

Sus labores técnicas al frente de Oporto, Chelsea e Inter ensalzan a un tipo imprevisible, capaz de llorar como un niño tras ganar la Champions en el Bernabéu para después plantar a la afición. El entreador decidió hacer noche en Madrid en lugar de viajar con el equipo para celebrar esta Copa de Europa en San Siro antes miles de aficionados a las tantas de la madrugada.

 

Publicado el 24 de mayo de 2010 a las 08:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

El Real Madrid fracasa con estrépito en la Champions

Archivado en: fútbol, Champions League, Real Madrid, Olympique de Lyon, eliminación, Pellegrini, Florentino Pérez, Cristiano Ronaldo, Panjic

El Bernabéu ruge y el Lyon se viste de cordero. Así titulaba Juanma Trueba en el diario As su previa sobre el Real Madrid-Olympique de Lyon, un artículo que reflejaba la opinión mayoritaria y eufórica del madridismo antes de este encuentro. "Nadie contempla la eliminación", escribía el periodista después de narrar diferentes tipos de victoria y de clasificación para cuartos de final en el estadio blanco. Finalmente, lo inconcebible se hizo realidad como si se tratase de una pesadilla eterna.

El Real Madrid no pudo con el Olympique de Lyon en el Estadio Bernabéu (1-1). Un verdadero equipazo fue capaz de superar, ni siquiera en el marcador, al séptimo clasificado de la Liga francesa. Los jugadores de Pellegrini ofrecieron una primera parte notable, con un juego veloz y numerosas ocasiones de gol. Una de las primeras supuso el 1-0 de Cristiano Ronaldo, quien cabalgó hacia la portería, tras un pase en profundidad de Guti, y mandó el balón al interior de la porteria francesa con su pierna izquierda. Los blancos pudieron hacer tres o cuatro goles fácilmente durante el primer período, pero pagaron cara su falta de efectividad ofensiva.

Claude Puel, técnico del Olympique, movió su tablero futbolístico. Entonces, los franceses mejoraron su rendimiento en la medular, asfixiaron la creatividad madridista en su centro del campo y esto unido a la relajación local durante el comienzo de la segunda parte supuso un cambio radical en el desarrollo del choque. El Real Madrid pasó a ser un conjunto de individualidades, perdió su condición de equipo, el once merengue pasó a ser muy largo sobre el terreno de juego y surgieron menos oportunidades. A Lisandro o al 'Chelo' Delgado le costaba poquísimo acercarse a Casillas y en una superioridad gala en las inmediaciones del guardameta, Janic hizo el empate.

Sucedió lo que nadie imaginaba. El Lyon supo administrar su resultado, pudo marcar un par de goles más y el once madridista intentaba la remontada con más corazón que cabeza. Inadmisible. La eliminación en octavos de final de la Champions League ante el Olympique se convierte en la sexta de forma consecutiva en esta misma ronda. El Real Madrid ha sido incapaz de meterse entre los ochos mejores equipos de fútbol de Europa durante los últimos seis años. Vergonzoso. ¿Quién tiene la culpa de este fracaso? ¿Pellegrini? ¿Los jugadores? ¿La dirección deportiva? Ahora, a los blancos sólo les queda la Liga. Si no la consiguen, a Florentino le puede dar algo.

 

 

 

Publicado el 11 de marzo de 2010 a las 09:00.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

El eterno suplente

El eterno suplente

El míster te mira. ¿Vas a salir?, dice. Desde el banquillo, uno también juega su particular partido. Hablas, organizas, gritas, sufres, encestas, tiras a portería, sueltas un revés o cambias de marcha al llegar a la curva más peligrosa del circuito. No eres el protagonista ante las cámaras, pero te sientes vivo porque eres un loco del deporte. El deporte mueve masas y es un gran espejo para el ser humano que busca emociones fuertes y no entiende de límites.

EN TU MAIL

Recibe los blogs de Gente en tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Recibe este blog tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD