lunes, 18 de noviembre de 2019 07:48 www.gentedigital.es
Gente blogs

Gente Blogs

Blog de El eterno suplente

Tiempo muerto

El (temprano) retiro dorado de Ronaldinho en el Flamengo

Archivado en: fútbol internacional, Flamengo, Ronaldinho

imagen

Apenas ha cumplido los 30, pero Ronaldinho Gaúcho, otrora ídolo y crack de clubes tan importantes como el Barcelona, ha decidido seguir el camino que marcaron los Ronaldo, Roberto Carlos y Deco: regresar a su país natal para jugar en las filas de uno de los grandes del balompié del Brasileirao.

A pesar de la edad que pone en DNI, la carrera futbolística de Ronaldinho emprendió la cuesta abajo hace varias temporadas. Sus botas aún guardan parte de la magia que le llevó a ser el mejor jugador del mundo allá por 2005, pero su cabeza ya no es la misma. Se fue de Barcelona por la puerta de atrás buscando una nueva oportunidad en el Milan, tal vez el mayor cementerio de elefantes de toda Europa.

Su segundo año como rossonero no fue del todo negativo. Hizo 12 goles y repartió 15 asistencias en la Serie A, un dato que deja bien claro que 'Ronnie' intentaba convencer a Dunga para que le incluyera en la lista de convocados para el Mundial. El seleccionador de la 'canarinha' debió recordar a aquel joven chico desgarbado que le humilló en un 'clásico' de Porto Alegre cuando él estaba apurando su carrera. Entonces debió compararle con el jugador que es actualmente y decidió que lo mejor era que Ronaldinho viera el Mundial por la tele.

"Muchos vuelven a Brasil sólo para terminar sus carreras, dijo durante su presentación como nuevo jugador del Flamengo. Sin pensar en la retirada o en un nuevo desafío profesional, hay un dato que deja en evidencia los intereses del ex del Barça: los 730.000 euros mensuales que cobrará por llevar la camiseta del 'Mengao'; una suma que le convertirá en el segundo jugador mejor pagado del Brasileirao, sólo superado por Ronaldo Nazario. Esa es una de las razones por las que Ronnie ha vuelto a casa, pero al Gremio como cabría esperar, sino al club que más interés (y dinero) ha puesto en ficharle.

Quizás nos vuelva a deleitar con sus pases sin mirar o sus regates de genio, pero lo cierto es que cuesta creer en que regresa aquella versión del mejor Ronaldinho, esa que, de forma unánime, nos dejó abierta la boca a todos los aficionados al fútbol.

Publicado el 13 de enero de 2011 a las 16:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Ibrahimovic, invitado sorpresa en la fiesta del Trofeo Joan Gamper

Archivado en: FC Barcelona, Ronaldinho, Ibrahimovic, Trofeo Joan Gamper, AC Milan, Guardiola

Dos años después de su marcha, un Camp Nou abarrotado rindió honores al que un día fue su gran ídolo: Ronaldinho Gaucho. El brasileño se comportó como un gran anfitrión en su fiesta. Correspondió con aplausos y saludos a una afición entregada y ya en el partido no se salió del guión que dictaba una victoria azulgrana.

Sobre el césped azulgrana se veían dos maneras distintas de entender el fútbol. Por un lado, el ritmo lento y una táctica anclada en la década de los '80. En el otro, el ritmo vertiginoso, el tiki-taka, el buen trato del balón por encima de todo. Pero si algo tienen los jugadores del Milan es veteranía. Con ella, lograron que el partido cayera en el ritmo que a ellos les interesaba.

Al final, todo se iba a decidir desde el punto de penalti. Pese al susto, todo quedó en casa. El Barça ganó el Gamper, Villa se estrenó como goleador azulgrana y los hombres de Guardiola ya piensan con optimismo en la Liga. Sin embargo, una bomba estaba a punto de estallar entre tanta tranquilidad.

Ibrahimovic decidió seguir el camino marcado por su representante unas horas antes. Mino Raiola afirmó que Guardiola "tiene problemas consigo mismo". Sólo faltaba que el delantero sueco se pronunciara. Y vaya si lo hizo: "En los últimos seis meses solo se ha dirigido a mí dos veces. Yo no tengo ningún problema, pero Guardiola lo debe tener conmigo", lamentó.

No sabemos si Zlatan se irá al Milan o no, lo único que sabemos es que el 'feeling' entre él y Guardiola no debe ser el mejor, precisamente este 'feeling' que le trajo al Camp Nou y provocó que Eto'o hiciese las maletas.

Francisco Quirós Soriano

Publicado el 26 de agosto de 2010 a las 09:00.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Ronaldinho o el regreso del hijo pródigo al Camp Nou

Archivado en: FC Barcelona, Ronaldinho

imagen

En el verano de 2003 la Barcelona futbolística miraba con cierta envidia lo que sucedía al otro lado del puente aéreo. Los mejores jugadores del momento (Zidane, Ronaldo, Beckham...) se juntaban en el Bernabéu formando toda una constelación de estrellas que amenazaba con acaparar todos los títulos posibles. Pero Joan Laporta, o mejor dicho Sandro Rosell, guardaba un as bajo la manga. El Barça consiguió arrebatar a los blancos a uno de sus objetivos en el mercado de fichajes: Ronaldinho.

Su rendimiento en el PSG levantaba algunas dudas en la afición culé. Bastaron un par de partidos para enviar todas ellas al limbo. Su fútbol de alta escuela y su espectacularidad hicieron que el Camp Nou encontrara un nuevo ídolo en ese brasileño que lucía el '10' a la espalda y que, casi sin saberlo, sería el encargado de iniciar una de las etapas más brillantes del club azulgrana.

Pero en este mundo del fútbol nada es eterno. El astro brasileño bajó su rendimiento de forma alarmante y el espacio que antes ocupaban sus regates y goles de fantasía ahora lo ocupaban sus salidas nocturnas. Un cuento tantas veces escuchado, la caída del ídolo. Guardiola fue el encargado de abrirle la puerta. Esa decisión y 25 millones llevaron a Ronaldinho a Milán, donde fue recibido con gran expectación.

No ha vuelto a rendir igual que en sus primeros años del Barça, pero sus botas siguen guardando magia. Tal vez, muestre algo de ella esta tarde en el Camp Nou, quién sabe. Lo único cierto es que el estadio azulgrana se prepara para rendir homenaje a un futbolista que, más allá de sus patinazos extradeportivos, puso los cimientos del actual Barça. La historia de este club no se entiende sin él. Este miércoles, como dice su himno, 'tot el camp será un clam'.

Publicado el 25 de agosto de 2010 a las 12:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Ronaldinho, de la 'fiesta del fútbol' a la fiesta antes que el fútbol

Archivado en: fútbol internacional, Ronaldinho, AC Milan

imagen

No es un intento de trabalenguas, es el giro que ha tomado la carrera de uno de esos jugadores que lo tenía todo para entrar en el preciado olimpo de los Cruyff, Maradona y Pelé. Hace practicamente cuatro años que Ronaldinho decidió dar por terminado su curriculum de crack para escribir sus últimas líneas con poco brillo.

Llegó a Barcelona en 2003 como el guía que iba a sacar al Barcelona de uno de sus lustros más oscuros. La primera temporada no logró llevar al Barça a levantar un título, pero el brasileño demostró que estaba hecho para triunfar. Su primer partido en el Camp Nou ya dejó un golazo como declaración de intenciones:

Después llegó su ascensión, su coronación como ídolo absoluto del barcelonismo. Con la ayuda de Eto'o y Deco ganó la Liga y sólo el Chelsea de Mourinho les impidió avanzar más en Champions, eso sí, el gaucho enmudeció Stamford Bridge con dos goles, el último sublime.

Lujazos como ese le abrieron las puertas del 'Balón de Oro'. El espaldarazo definitivo: aquel chico que en el Gremio ya humillaba a rivales se había convertido en el mejor jugador del planeta. Su crecimiento era imparable. Rijkaard le había encontrado acomodo escorado a la banda izquierda. En esa demarcación no tenía obligaciones defensivas, podía partir en diagonal y sentar a defensas gracias a su potencia y habilidad. Corría la temporada 2005-2006 y el Barça en su conjunto se elevó al nivel de Ronaldinho. La Liga y la Champions fueron la rubrica a una campaña espectacular, la mejor de la historia hasta la llegada de Guardiola al banquillo. Fue el año en el que el Bernabéu se levantó para aplaudir a Ronaldinho.

Pero entonces llegó el Mundial y Ronnie no estuvo bien. Lento, fatigado y sin chispa la 'canarinha' le echó de menos y Francia dejó a Brasil sin el sueño de la sexta Copa del Mundo. El principio del fin. Ronaldinho regresó a Barcelona pero ya no volvió a ser el mismo. Sus visitas al gimnasio comenzaron a ser constantes y su eterna sonrisa dejó paso a un fútbol gris. Tras dos años de claro declive, Ronaldinho hace las maletas con destino a Milán. Su primer año no fue bueno pero a comienzos de su segundo curso parecía recuperado para la causa.

Volvía el desborde imposible, el golpeo mágico con el interior, el pase que nadie veía...por poco tiempo. Ante el Inter, un partido decisivo para el campeonato italiano, Ronaldinho falló un penalti y no firmó su mejor actuación. Ahora sale a la luz una posible fiesta organizada por el mismo jugador unos días antes. Él lo desmiente, pero el poco crédito que había ganado en unos meses lo ha perdido en décimas de segundo, de forma vertiginosa, como si fuera un simil con su carrera deportiva.

Quiere ir al Mundial, pero no encaja en el libro de estilo de Dunga, ni por su estado de forma ni por su talante 'poco trabajador'. Puede ser el último tren de Ronaldinho, la última ocasión de poner un poco de luz a un ocaso tan temprano como esperado.

Publicado el 4 de febrero de 2010 a las 18:00.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

El eterno suplente

El eterno suplente

El míster te mira. ¿Vas a salir?, dice. Desde el banquillo, uno también juega su particular partido. Hablas, organizas, gritas, sufres, encestas, tiras a portería, sueltas un revés o cambias de marcha al llegar a la curva más peligrosa del circuito. No eres el protagonista ante las cámaras, pero te sientes vivo porque eres un loco del deporte. El deporte mueve masas y es un gran espejo para el ser humano que busca emociones fuertes y no entiende de límites.

EN TU MAIL

Recibe los blogs de Gente en tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Recibe este blog tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD