lunes, 17 de febrero de 2020 20:30 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Castilla y León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
La conexión

De las musas al teatro

Más de lo mismo. El nuevo gobierno de Juan Vicente Herrera aporta pocas novedades con respecto a gobiernos anteriores. Los anuncios suenan a repetidos y consabidos. La diferencia en esta ocasión estriba en que el PP no tiene mayoría absoluta por lo que el lenguaje parece más medido y algunas de las promesas más comprometidas, como la reforma del Estatuto de Autonomía o las reivindicaciones frente al Gobierno central, también del PP, sobre todo en materia de financiación.

Martínez Carrión
10/7/2015 - 04:40

El déficit autonómico es de unos 500 millones de euros y si Herrera quiere llevar a cabo políticas expansivas en materia de asuntos sociales, educativos o asistenciales no tendrá más remedio que exigir, pero exigir de verdad; es decir, ponerse duro para exigir a Madrid una financiación que de verdad aporte más dinero y prime criterios siempre tan demandados como olvidados como la despoblación, la extensión del territorio, el envejecimiento o el histórico déficit en infraestructuras.
Y en la tan manida y sobada minería del carbón, bueno, más de lo mismo. Ahora la solución pasa por rebajar en dos años más la prejubilación de los mineros y enviarlos a casa con cincuenta y muy pocos años. Prejubilamos a los mineros y problema solucionado. Sin mineros, las empresas cierran y así se cumple el decreto europeo de cierre de las minas de carbón en 2018. La contrapartida es que las cuencas mineras se convierten en geriátricos inmensos, donde viejos prematuros derrochan sus energías en plantar pequeños huertos o en pasear por unas infraestructuras de ocio, diseñadas en un principio para unos jóvenes que han emigrado en masa.
Ha dicho Herrera en uno de sus discursos de estos días, con pose de político cabreado, que es hora de que en Castilla y León se pase de las musas al teatro, es decir que se pase de las palabras a los hechos. Hasta ese eslogan es viejo. Ya lo repetía con cierta asiduidad su antecesor, Juan José Lucas, cada vez que pronunciaba un discurso ante las Cortes autonómicas.
Y con estos mimbres ha tomado posesión el nuevo gobierno de Herrera, donde la estrella es la vicepresidenta Rosa de Valdeón, buena conocedora de las administraciones autonómica, municipal y provincial. Una mujer con carácter, dialogante y trabajadora. Valdeón regresa al gobierno autonómico para quedarse, para sentar las bases de una transición pacífica de cambio de gobierno cuando toque, pero siempre dentro de la actual legislatura. Son las cosas del PP, que funciona como una monarquía absoluta. Se utiliza el dedo ungidor para designar al sucesor ante la complacencia y envidia de los iguales. Nadie duda de que Valdeón pueda ser una excelente presidenta de la Junta de Castilla y León, pero habría que guardar, al menos, las formas en la construcción y consolidación del liderazgo. Las primarias deberían dejar de ser una utopía en el seno del PP.
¿Y qué dicen los socios necesarios, los noveles de Ciudadanos, de todo este comienzo de legislatura? Están aterrizando y aún no son conscientes de que ellos sí tienen, esta vez sí, la llave para hacer que el gobierno autonómico no sea más de lo mismo. Por ejemplo, no se puede anunciar una reforma del Reglamento de las Cortes para promover la incompatibilidad entre procurador y alcalde de ciudades de más de 20.000 habitantes y al mismo tiempo fomentarla, como es el caso del procurador y alcalde de León, Silván. ¿Por qué no se empieza dando ejemplo y actuando en consecuencia en vez de prometer, prometer y prometer?

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres