domingo, 15 de diciembre de 2019 01:36 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Ceuta

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos

Archivan la causa por maltrato contra un guardia civil ya muerto al demostrarse que hirió a su expareja de rebote

La titular del Juzgado de Instrucción número 4 de Ceuta ha ordenado el archivo de las diligencias abiertas en junio por sendos presuntos delitos de violencia doméstica y de género y maltrato habitual contra B.A.L. después de que su expareja le denunciase tras resultar herida de bala en ambas piernas en su vivienda familiar la tarde en el que el guardia civil se quitó la vida de un disparo. La investigación ha concluido que el tiro la alcanzó de rebote.

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

25/11/2019 - 16:34


CEUTA, 25 (EUROPA PRESS)

La titular del Juzgado de Instrucción número 4 de Ceuta ha ordenado el archivo de las diligencias abiertas en junio por sendos presuntos delitos de violencia doméstica y de género y maltrato habitual contra B.A.L. después de que su expareja le denunciase tras resultar herida de bala en ambas piernas en su vivienda familiar la tarde en el que el guardia civil se quitó la vida de un disparo. La investigación ha concluido que el tiro la alcanzó de rebote.

Según señala la magistrada en su auto de sobreseimiento, a cuyo contenido íntegro ha tenido acceso Europa Press, la "exhaustiva investigación" practicada por parte de la Policía Científica ha concluido que "hubo un único disparo" por parte del ahora fallecido y que fue el que "utilizó para suicidarse". Añade que "las pruebas, más que evidentes, demuestran que ese único disparo [en la cabeza] lesionó, una vez se había disparado, a la denunciante, con el infortunio de causarle lesiones en ambas piernas".

"Aunque la causa además ha de ser archivada habida cuenta del fallecimiento de la persona denunciada, también procede el archivo por no ser los hechos constitutivos de un delito de violencia de género sino de un cúmulo de adversidades", argumenta la resolución, adelantada este fin de semana por el diario 'El Faro'.

El auto también recoge las "versiones contradictorias" expuestas por la denunciante. Primero, el mismo día de los hechos, el 12 de junio, declaró ante la Policía Nacional que el padre de sus dos hijos de corta edad había pegado "un tiro dirigido al techo" y que "posteriormente le apuntó y empezó a escuchar tiros".

Tres días después se ratificó en la denuncia en sede judicial y posteriormente, ante el Juzgado de Violencia de Género, manifestó que "no escuchó disparos" y "lo único que alcanzó a oír fue cómo él cogía la pistola" reglamentaria.
añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres