lunes, 15 de agosto de 2022 13:58 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente digital

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
entrevista

Tam Tam Go!: "Aunque el momento no invite al optimismo, sigo escribiendo como terapia"

La banda celebra sus tres décadas de trayectoria con el álbum ‘After 30', donde revisita sus grandes clásicos. Nacho Campillo repasa esta amplia carrera musical y cómo ha vivido a nivel personal y artístico la pandemia.

Archivado en: entrevistas, cultura, música, Tam Tam Go

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

"La versión de ‘Pasarán’ creo que fue la última grabación de Antonio Vega"

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Francisco Quirós Soriano
15/7/2022 - 00:05

El cambio de planes al que nos abocó la llegada de la pandemia tiene en Tam Tam Go! a un gran ejemplo. La banda de Nacho Campillo tenía una hoja de ruta que contemplaba la publicación de un nuevo álbum con temas inéditos y otro con la revisión de sus grandes éxitos para celebrar su 30 aniversario. Al final, en este 2022 ha visto la luz el esperado ‘After 30', una situación que lleva al propio Nacho Campillo a pedir que "sigamos celebrando la vida, que nos han quitado dos años y hay que disfrutar del momento".

La pandemia nos ha quitado muchas cosas. En vuestro caso os obligó a aplazar el lanzamiento de 'After 30'. ¿Sabe mejor ahora el recibimiento por parte del público?
La verdad es que se ha hecho esperar, pero todo lo que es así se coge luego con más ganas. Es un disco que teníamos ya preparado en el 2019, tuvimos que aplazarlo porque teníamos muchos conciertos que fueron cancelados, tal y como les pasó a otros artistas. Lo único que hemos hecho es lavarle la cara al disco, añadir más contenidos, hay remezclas de los temas con voces nuevas y una canción nueva que iba a estar en un siguiente disco pero decidimos incorporarla porque era un tema que se hizo en el confinamiento y no podía esperar más para salir. Además, es una canción que habla de las reconciliaciones con los seres queridos y las pequeñas cosas de la vida, es una declaración de intenciones, una reflexión que hice durante el encierro, me di cuenta de que la vida era otra cosa, no solo esa vorágine diaria y consumo; hay que vivirla en el momento y disfrutarla.

Precisamente sobre 'Sin metros de distancia', ¿crees que puede ser un testimonio fiel de la época dura que hemos vivido para recordarlo en un futuro?
Es una canción que para mí ha sido terapéutica. Mucha gente ha entrado en depresión por la pandemia, los músicos y los artistas tenemos nuestras herramientas para comunicarnos, a mí escribir canciones me sirvió para salir del atolladero. Tengo suerte porque, aunque en esas fechas falleció mi padre por la covid, ese tiempo lo pasé con mi hija y esa cercanía que me faltaba con ella la recuperé. Lo viví como un momento feliz y esta canción transmite eso. Procuré sacar lo positivo de ese momento.

Los otros 11 temas forman parte del amplio repertorio de Tam Tam Go! ¿Qué da más orgullo, que una canción triunfe nada más salir, o que sea recordada y reconocida a pesar del paso de los años?
Lo segundo, cuando una canción traspasa a diferentes generaciones. Por ejemplo, 'Espaldas mojadas' es una canción escrita en los años 90, ya viene de antes porque está en nuestro ADN el tema de las fronteras, pero que, a día de hoy, la gente siga cantando esa canción y se acuerde de manera positiva de ella es un logro, un triunfo. Nos ha pasado con muchas canciones, que por el hecho de viajar tanto cuando éramos pequeños por motivos familiares, vimos en otros países cosas que aún no tenían lugar en España. Por eso a veces nos llamaban visionarios, decían que teníamos la capacidad de escribir sobre cosas que luego ocurrían en el futuro, como el tema de la transexualidad en el año 87 con 'Manuel Raquel', o 'Atrapados en la red' cuando en el 99 no existían las redes sociales y casi nadie tenía Internet, podía estar escrita hace dos días.

'Manuel Raquel' o 'Atrapados en la red' son dos canciones con temáticas que todavía están de actualidad. ¿Habla eso muy bien de Tam Tam Go! o habla mal de la sociedad que no hemos evolucionado lo suficiente?
Creo que las dos cosas. Habla bien de la banda porque somos gente muy inquieta, muy observadora, retratista de lo que vemos, pero también es cierto que la sociedad evoluciona muy lentamente, los logros que se están consiguiendo hoy en día con temas como la transexualidad o la inmigración, que aún están por resolver, son escasos. Pero hay que ser optimistas y pensar que la sociedad cambiará, aunque entre la pandemia y la guerra de Ucrania cuesta ser optimista. Sigo escribiendo canciones como terapia, pero el momento no invita a ser optimista.

¿Hay alguna de las colaboraciones del disco que te haya llegado especialmente, como la de Antonio Vega en 'Pasarán'?
La de Antonio Vega tiene una historia muy bonita y quizás por ello haya que resaltarla. Él cantó con nosotros a finales de 2008 en el Teatro Romano de Mérida para celebrar nuestros 20 años de carrera. A comienzos de 2009 me llamó y me dijo que no se había quedado contento con la grabación y quería hacerla de nuevo. Vinimos al estudio y la grabamos de nuevo. Ahí lo dejamos, esas versiones nunca salieron porque él falleció a los tres meses, creo que fue la última grabación que hizo en vida. Hace tres años se me ocurrió recuperar esas versiones de un disco duro que no sabíamos si seguía funcionando. Lo pusimos y fue magia porque salieron todas las pistas. Lo remezclamos y de ahí sale la versión con Antonio Vega.

En esa labor de revisitar las canciones, ¿hay alguna que haya supuesto un trabajo especial?
Hemos respetado en las regrabaciones las estructuras, en algunas hemos dejado tal cual los acordes pero con sonidos más actuales. En otras sí hemos dado una vuelta de tuerca, pero muy poquito. Un ejemplo es 'Pasarán', en la que hemos incorporado un piano y otros instrumentos. El resto suenan muy parecido a lo que eran en origen. En alguna canción sí que he bajado medio tono, en su momento mi voz era muy aguda y no me gustaba, ahora canto con la voz más colocada, estoy más cómodo.

Treinta años de carrera dan para mucho. ¿Qué es lo que más satisfacción te ha dado?
Lo más satisfactorio de la música es seguir vivo y cantando en directo para la gente, que el público siga viniendo con ese fervor. Hemos dado algunos conciertos y la gente canta nuestros temas, pero no con nostalgia sino como si fueran nuevas. Eso es muy satisfactorio después de 30 años de carrera, aunque yo llevo mucho más, empecé con unos 11 o 12 años, llevo 45-50 años de carrera. Seguir ahí, disfrutando de lo que hago, es un privilegio.

¿Y lo más ingrato?
Lo que menos me gusta de la música es el negocio, la industria discográfica tal como la conocíamos antes, el tema de las multinacionales, de tener que pagar a las radios para que una canción sonara más. Ahora es todo más artesanal, nos tenemos que hacer casi todo nosotros, desde la promoción hasta fabricar los discos, así que cuando tienes un éxito es mucho más gratificante, es algo que has hecho desde la nada. Antes eras un número, una pieza pequeña dentro del gran puzle de una multinacional y ahora eres el dueño de todo. Nosotros siempre hemos sido muy independientes, no me arrepiento de nada, cuando estábamos en multinacionales nos dejaban hacer y deshacer a nuestro antojo, por eso hemos sido un grupo muy diferente: hemos cantado en inglés, hemos hecho rock latino, luego alguna balada... No estábamos encorsetados. Gozar de la libertad actual es muy satisfactorio.

En 2019 hablabas de este 'After 30' y de otro disco con canciones inéditas. ¿Sigue ese proyecto en pie?
Sí, de hecho íbamos a publicarlo ahora, pero decidimos por 'timing' publicar primero este trabajo y hacer gira, para a principios del año que viene lanzar el nuevo álbum. Todavía no sé el nombre, hay un montón de temas, más de veinte canciones hechas, pero estamos dando forma al concepto del disco.

Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres