sábado, 6 de junio de 2020 14:08 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente digital

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
PREVIA DEL BARÇA-REAL MADRID

Un 'clásico' sin favorito claro

El fútbol es un deporte que en la mayoría de las ocasiones no responde a la lógica. Si quieren un ejemplo de ello consulten la clasificación de la Primera División y verán que el Real Madrid es el líder de la Liga por delante de un equipo que sigue mostrando un nivel superior al de los madridistas.

Archivado en: Real Madrid, FC Barcelona

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

gentedigital.es/Francisco Quirós
27/11/2009 - 14:32

El fútbol es un deporte que en la mayoría de las ocasiones no responde a la lógica. Si quieren un ejemplo de ello consulten la clasificación de la Primera División y verán que el Real Madrid, un equipo al que su afición demanda un juego mejor y que fue eliminado de la Copa del Rey por un Segunda B, es el líder de la Liga por delante de un equipo que, aunque no ha llegado al nivel de la pasada temporada, sigue mostrándose superior al de los jugadores madridistas.

Este domingo el Camp Nou volverá a acoger al que el tópico llama el 'partido del siglo'. Este calificativo que siempre se ha usado cuando estos dos equipos se ven las caras, esta temporada, además de la rivalidad histórica, el elenco de estrellas que hay en las dos plantillas provocará que las audiencias a nivel nacional e internacional se disparen. Xavi, Casillas, Iniesta, Kaká... son muchos los jugadores que pueden servir como reclamo para este 'clásico' en el que como siempre, parece difícil otorgar a alguno de los dos el papel de favorito.

Ambos equipos llegan tras afrontar como locales unos partidos muy importantes en la Liga de Campeones ante el Zurich y el Inter de Milán. En el campeonato doméstico ambos equipos terminaron con un sabor agridulce sus partidos de la semana pasada. Los blaugrana demostraron que pueden desplegar un juego vistoso a pesar de las numerosas ausencias con las que llegaron a San Mamés, lo cual no les sirvió para sacar un triunfo. Por su parte, los blancos alcanzaron la primera posición, aunque sus aficionados aún demandan una mejoría en su juego, es decir, que además de buenos resultados, los madridistas alcancen un nivel de juego que se acerque a la excelencia que predicó su presidente.

DUDAS Y LESIONES

Pero los protagonistas indiscutibles de la semana no han sido ninguno de los jugadores sino los partes médicos de los dos clubes. Mientras en el Real Madrid todo era alegría con la recuperación de Cristiano Ronaldo, en el Barça los problemas físicos de Ibrahimovic y Messi han cambiado el semblante de un equipo que hace unas semanas parecía estar por encima de su rival. El argentino se retiró del partido ante el Athletic para evitar males mayores, mientras que el luso volvió a una convocatoria el pasado miércoles tras pasar más de mes y medio en la enfermería por una lesión en el tobillo que ha traído de cabeza a todo un Real Madrid y a su país de origen, Portugal, que tuvo que afrontar la eliminatoria de repeasca para el Mundial sin el concurso de su mejor jugador.

Desde que el central del Olympique de Marsella Diawara lastimara al futbolista luso el Madrid ha vivido los peores momentos en lo que va de temporada. El primer partido en el que Cristiano no pudo vestirse de corto el Sevilla infringió la primera derrota de los madridistas en la Liga. Después vinieron el inesperado tropiezo ante el Milan y la sonrojante eliminación copera ante el Alcorcón. Estos resultados corroboraron que la dependencia de este equipo del ex del Manchester United es importante. Por ello, lo que estaba llamado a ser un pulso entre Ronaldo y Messi, parece abierto a otros jugadores que estaban destinados a tener un papel más secundario.

LA HISTORIA RECIENTE

Tradicionalmente el Camp Nou ha sido un estadio en el que el Madrid no ha logrado buenos resultados como el mítico 5-0 de la temporada 93-94 con Romario en plan estelar. De hecho, los blancos pasaron prácticamente dos décadas sin ganar en casa de su eterno rival. Pero en las últimas temporadas la estadística no les ha sido del todo desfavorable a los blancos. Desde la temporada 99-00 en la que el Real Madrid logró empatar a dos goles el día que Raúl mandó callar al Camp Nou, los blancos sólo han perdido en tres ocasiones en la Ciudad Condal, la última el curso pasado cuando un tanto de Eto'o y otro de Messi otorgaron los tres puntos a los locales. Pero la suerte sí que sonrió a los madridistas en dos ocasiones en la última década, la primera en la 2003-2004 por 1-2 y la segunda en la 07-08 con Bernd Schuster en el banquillo gracias a un gran gol del brasileño Julio Baptista. La cita es a las siete de la tarde, una hora a la que a buen seguro, se paralizará este país.

CON EL RECUERDO DEL 2-6 EN EL BERNABÉU

Dos de mayo del 2009. Real Madrid y Barcelona se ven las caras en el Santiago Bernabéu en la recta final del campeonato de Liga con sólo cuatro puntos de diferencia entre los culés y los blancos. El estadio madridista se llena para la ocasión con la intención de llevar en volandas a los suyos y apretar aún más la Liga, pero al final la alegría se torna en desolación con el histórico 2-6 logrado por los pupilos de Guardiola. Ese resultado acercó el título a las vitrinas del Camp Nou y abrió una herida en el orgullo madridista que esperan cerrar este domingo.

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres