lunes, 21 de septiembre de 2020 16:04 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente digital

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
deportes

El Real Madrid vuelve a ganar la Liga cinco años después

El equipo de Zinedine Zidane se impuso por 0-2 en su visita al campo del Málaga, convirtiendo en estéril el triunfo del Barcelona ante el Eibar. Los blancos celebraron el título en Cibeles.

E. P.
22/5/2017 - 09:42

El Real Madrid puso fin a cinco años de espera y volvió a reinar en España tras imponerse este domingo por 0-2 en La Rosaleda al Málaga y conquistar su trigesimotercer título liguero, tras un partido que encarriló muy pronto, lo que le permitió jugar con más tranquilidad.

No fue una tarde-noche de demasiados transistores. A los de Zinédine Zidane, que sigue sumando títulos en año y medio, les bastaba el empate, siempre y cuando el FC Barcelona ganase al Eibar, pero apenas hubo emoción. El líder encarriló al minuto y medio su última final y luego, con cierto riesgo, gestionó esa ventaja para sentenciar en una segunda parte.s un partido que encarriló muy pronto, lo que le permitió jugar con más tranquilidad.

El equipo madridista no necesitó una gran versión futbolística, esa que le ha faltado en casi todo el campeonato salvo cuando jugó la denominada 'segunda unidad', para recuperar un trono que no ganaba desde 2012. Confió más en su actual estado físico y anímico, y en su 'pegada', de nuevo personificada en Cristiano Ronaldo, ante un Málaga que no quiso ser convidado de piedra pero que, lastrado por el tempranero gol inicio, sólo tuvo el argumento del ímpetu de Sandro Ramírez.

Apenas tardó minuto y medio el Real Madrid en encontrar el camino hacia el título. Un mal despeje de Luis Hernández dejó la pelota franca a Isco que, libre, pudo pensar para ejecutar un preciso pase a Cristiano Ronaldo ante una defensa descolocada. El portugués no falló en el mano a mano, regateando a Kameni y poniendo el 0-1.

Como en las últimas jornadas a domicilio, el equipo de Zidane tomaba la delantera en el marcador muy rápidamente y con su ventaja empezó a gestionar el encuentro a su antojo, con la buena noticia también de que en el Camp Nou, el Eibar se adelantaba. Los madridistas cedieron un tanto la iniciativa a los locales que, comandados por Sandro Ramírez, amenazaron más de la cuenta a Keylor Navas.

El líder esperaba su opción más al contragolpe aprovechando los espacios, pero las mejores ocasiones eran para los de Míchel y Keylor Navas tenía que mostrar su elasticidad para sacar una afilada falta de Sandro que estuvo a punto de ser el empate si no es por la mano del costarricense.

EL DESENLACE MÁS TRANQUILO
El conjunto de Zidane aplicaba la receta de hace cuatro días en Balaídos. El mando tras el descanso seguía siendo de los locales, que lo asumían sin complejos en busca de ese empate que animase los segundos 45 minutos. El Real Madrid esperaba ese destello fulgurante que sentenciase el partido, pero continuaba dejando que los de Míchel pisasen demasiado frecuentemente las cercanías del área de Navas.

Sin embargo, una de las especialidades de esta temporada del líder, el balón parado, acabó con el suspense. Sergio Ramos remató un saque de esquina y encontró la felina respuesta de Kameni, que no pudo evitar que el rechace posterior de un Benzema. Las imágenes mostraron que el francés estaba levemente adelantado y en posición ilegal.

El gol subió al marcador y como en el 0-1 vino acompañado del inesperado segundo del Eibar. El Málaga trató de replicar sin éxito y el partido, ya en una inercia de relajación en ambos lados y sin Sandro ya en el campo, discurrió con tranquilidad, con ocasiones para los dos lados, y ni siquiera la remontada azulgrana inquietó la celebración madridista.

 

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres