sábado, 19 de octubre de 2019 07:37 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Un amigo de León

¡Porque podemos! (sin segundas)

Las fiestas han acabado. Ahora vienen las críticas y las comparaciones con lo disfrutado y vivido en ocasiones precedentes porque, como casi siempre, nunca llueve a gusto de todos aunque este año, no sé si a gusto de todos, lo cierto es que amenazó, llovió y cabreó a más de uno, viendo como algunos espectáculos de los anunciados se tuvieron que suspender por causa del tiempo.

Archivado en: Maximino Cañón, José Tomás, Podemos, fiestas de León

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Maximino Cañón
04/7/2014 - 03:30

Yo, como otros muchos, he venido reflejando en estas páginas que, sin lugar a dudas, lo mejor de las fiestas es el colorido que irradia el buen tiempo, así como la masiva presencia de jóvenes por nuestras avenidas, (eso si, con móvil de última generación en mano), porque, las fiestas locales se distinguen por el ambiente que hay en la calle. Sales al aire libre a ver lo que hay, y si no hay pues a pasear y observar a los demás. Los más pequeños, que no entienden de crisis, quieren ver y disfrutar del bullido y de las atracciones apropiadas a su edad. Los adultos/as, o casi adultos/as, una vez finalizado el curso académico salen a lucir ese palmito que durante el resto del año ha estado casi escondido entre el ropaje invernal. En definitiva, que las fiestas, una vez finalizadas, sólo serán un recuerdo en los programas de mano pero eso sí, unas veces bueno y otras veces malo, según como a cada uno le haya ido la feria, sin referirme a la torera, que hubo de todo, y que José Tomás viva muchos años y le tengamos en nuestras fiestas que, eso, a falta del asentamiento de otros medios de producción, alguna riqueza nos traerá, aun a costa de ganarme la enemistad de los antitaurinos que, sus razones tienen. Pero refiriéndome al enunciado del título de esta columna, oí comentar que en aquellos años en los que casi todo estaba restringido pero que el buen vestir se llevaba la palma, casi como hoy, pero de otra forma, iban dos ‘señoritas', a las que también algunos las llamaban niñas bien, taconeando y bien vestidas, y detrás dos jóvenes que exclamaron: ¿Te has fijado como visten esas dos señoritas? A lo que una se volvió y con cierta superioridad les dijo: "Porque podemos". Quién iba a decir que con el tiempo esa expresión (podemos) sería la comidilla en todos los medios convirtiéndose en la mejor publicidad gratuita que ha tenido jamás un partido político. Y ¡ojo! Porque en política, como en otras cosas de la vida, no hay enemigo pequeño.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Comentarios - 1

1 | Sus y Piros - 04/7/2014 - 11:11

¿No es hora ya para que los Del Dixit PREPAL comenten aqui algo?

¿Acaso lo cortés con el ciudadano Cañón Gutierrez(D. Maximino) debe impedir lo valiente?

Los comentarios están cerrados...

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres