jueves, 5 de diciembre de 2019 20:41 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Un amigo de León

En este mundo traidor

Empiezo de esta manera como ocurrencia derivada de sendas páginas que en distintas paginas de periódicos leoneses (valga para todos los demás y cada cierto tiempo) se puede apreciar con motivo de acontecimientos varios: onomásticas, concesión de premios, y un largo etc. que sirve para demostrar la fuerza que cada uno tiene mostrando en las páginas principales lo más florido de la clase política, empresarial y demás notables de nuestro espectro.

Archivado en: Maximino Cañón, Ángel Panero, Óscar Campillo

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Maximino Cañón
19/12/2014 - 03:30

Normalmente no falta nadie, que conste que yo también he asistido a varios, pero como lo que pretendo es contar alguna anécdota referente a lo de personas queridas, preferidas o como en cada momento se las quiera calificar, destacaremos aquello de ser ‘populares', (no confundir con ningún partido).
En los últimos estertores del vespertino Diario de León, y bajo la presidencia (creo) del amigo tristemente desaparecido Ángel Panero, hombre de mucho ingenio, se puso en marcha lo de elegir, mediante relleno de un cupón que cada periódico contenía, al político más popular según el criterio espontáneo de los lectores (je, je, je). Después, en la etapa de La Crónica de León, y bajo la dirección del inquieto y gran periodista (hoy director de Marca), Óscar Campillo, volvió a destapar el tarro de las esencias a sabiendas del ‘ego' que la política proporcionaba. ¡Gran idea! Era difícil conseguir un ejemplar pues, desde primeras horas de la mañana, los diarios desaparecían de los kioscos como barridos por un vendaval, tanto en León capital como en la provincia. La cosa, como era de esperar, se debía a que cada día aparecían publicados, por orden y según el numero de votos obtenidos, los elegidos por el pueblo llano de una manera "independiente y espontánea". Repito "‘a, ja y ja'. La apoteosis final tenía lugar en un céntrico hotel en presencia de lo más representativo de la ciudad en donde el ganador, el que más votos había obtenido (para los entendidos: el que más periódicos había comprado) se dirigía a los asistentes agradeciendo la confianza y el afecto que los ‘votantes' (o sea él mismo y su familia) habían depositado en su persona, como en las bodas, de manera libre y espontánea. Seguro que los ganadores de aquellos concursos sonreirán al leer esta columna, (si es que la leen) porque es que "en este mundo traidor nada es verdad ni es mentira, todo es según el color del cristal con que se mira". (Ramón Campoamor).

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres