miércoles, 13 de noviembre de 2019 01:17 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
hecho a mano

Por los suelos

Atención, pregunta: ¿qué país de tongo es éste en el que debes acudir a un abogado para que se haga efectiva una sentencia? Ahí está el caso de las cláusulas suelo de las hipotecas...

Archivado en: Javier Cuesta, cláusulas suelo, hipotecas, sentencias, abogados

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Javier Cuesta
11/3/2016 - 01:10

En mayo de 2013 -que no ha llovido gran cosa, es cierto, culpa quizá del primo meteorólogo de Mariano, pero han pasado ya casi tres años- el Tribunal Supremo dictaminó que quedaban anuladas las cláusulas suelo de las hipotecas abusivas por falta de transparencia. En 2015 ratificó su propia doctrina, aunque negando la retroactividad, es decir reconociendo la nulidad sólo desde la sentencia (no desde la bajada del Euríbor y los tipos de interés) lo cual ya es bien injusto pues si algo es nulo lo será desde el inicio, pero en fin... El hecho es que las entidades bancarias, prepotentes siempre y avaladas por el poder, han hecho caso omiso de dicha resolución y han descartado el arreglo amistoso con sus clientes (¡con lo fácil que hubiera sido!). Por tanto, desde esa fecha cada españolito afectado por esa práctica bancaria abusiva debe emprender demanda judicial, con los costes económicos que conlleva (abogados, procuradores, tasas) y que no todo el mundo puede permitirse pues recordemos que la justicia no sólo no es gratuita sino que, desde Gallardón, es más bien prohibitiva. Ello supone además aportar documentos, adelantar dinero, perder tiempo, esperar a la resolución del asunto...
Más preguntas: ¿para qué hemos rescatado a los bancos, para que después nos asfixien, nos respondan con usura y puedan conculcar nuestros derechos, hasta los reconocidos judicialmente? ¿de qué nos valen asociaciones de consumidores o Banco de España? ¿por qué hay que pelear individualmente en los tribunales algo que ya ha sido juzgado y sentenciado con carácter general? ¿para qué sirve una sentencia si no se ejecuta? ¿qué haría falta, una ley que obligue a las entidades bancarias a revisar esos contratos y a regularizar los formalizados de manera ilegal; bien, y a qué espera para legislar un Gobierno al que se le llena siempre la bocaza diciendo que las sentencias están para cumplirlas? Ah, ya, que entonces no habría negocio... Mejor dejar que los bancos sigan teniendo la chequera por el mango: aunque la mayoría de resoluciones les son desfavorables, ellos han hecho sus cálculos y saben que muchas demandas quedarán sin interponer. En suma, la sentencia dictada en su contra les sale barata comparada con lo que han venido cobrando de más, indebidamente. ¡Chapó!

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Comentarios - 1

1 | Juana - 11/3/2016 - 10:33

Las sentencias judiciales solo las tenos que cumplir lo que no tenemos el poder los banqueros, políticos y el testo del gremio están exentos menudo país

Los comentarios están cerrados...

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres