lunes, 11 de noviembre de 2019 23:26 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Violencia de género / lunes sin sol-manifiesto del 13 de febrero de 2017

Nosotras mismas

La concejala del PSOE en el Ayuntamiento de León, Susana Travesí, leerá esta tarde en la tradicional convocatoria de 'Los lunes al sol' al manifiesto contra la violencia de género. otro Lunes Sin Sol, este lunes 13 de Febrero a las 20.00h.La semana pasada se han producido tres asesinatos de mujeres por violencia machista, en lo que llevamos de año son 11 las mujeres asesinadas: los tres últimos casos han sido un hombre mata a su mujer en su domicilio de Súria (Barcelona), una mujer hallada muerta en Seseña fue asesinada por su marido, que se suicidó; y un hombre mata a su mujer y a su hija en Daimiel (Ciudad Real).

Archivado en: violencia de género, Lunes sin Sol, Susana Travesí

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

gentedigital.es
13/2/2017 - 20:02

Éste es el manifiesto del 13 de febero de 2017:

Estamos aquí, desgraciadamente, un lunes más. Los maltratadores pensarán
que van a conseguir doblegarnos. Estos potenciales asesinos actualmente
anónimos, que conviven entre nosotros como seres socialmente ejemplares, no
conseguirán desalentarnos ni que claudiquemos. Ellos seguirán acechándonos
y nosotras seguiremos gritando en silencio todos los lunes que hagan falta,
reclamando a todas las instituciones del Estado que pongan todos los recursos
económicos, materiales y humanos a disposición de una estrategia integral y
efectiva que nos proteja a las mujeres de este genocidio cotidiano, que lo
prevenga, que sea implacable a la hora de hacer recaer todo el peso de la ley
sobre los maltratadores.
Leí en el mes de noviembre un artículo de la periodista Luz Sánchez Mellado
en El País que llevaba por título el que da pie a este manifiesto, y que comparto
en su integridad. Luz decía que "Ninguna estamos libres. Han caído y caen
ancianas y adolescentes, doctoras y analfabetas, ricas y pobres, españolas y
extranjeras. Da lo mismo. El único perfil universal es el del verdugo. Un tipo
seductor que primero te enamora y se te hace imprescindible y después te
esclaviza, te roba la autoestima, te anula y te aniquila."
La estrategia que usan estos individuos repulsivos y abyectos para maltratar a
sus víctimas no es otra que llevarnos a las mujeres al borde del naufragio
social, sentimental, psicológico y físico para luego ofrecerse como la única
asidera, como la única tabla de salvación. Todas podemos ser víctimas,
escribía Luz: "La primera vez que te grita patética o inútil o de dónde coño
vienes y luego te llora y te suplica y te viene con que te quiere y te adora y eres
la mujer de su vida y vas tú y te ablandas y le perdonas porque él tiene ese
pronto terrible pero luego no es nadie y todo va a cambiar y esta va a ser la
última, estás perdida. O puedes llegar a estarlo. Es así de claro. Así de triste.
Así de crudo. Métetelo en la cabeza. Él no va a cambiar. Si pasas una, puedes
llegar a pasar todas."
El texto seguía así "Piensa en ti, piensa en todas. No tienes la vacuna ni el
antídoto ni el tratamiento. No eres tan distinta de tantas. No eres tú, es él. No
eres la primera ni la última pero puedes ser la siguiente de la lista. Y todas
empezaron pasando la primera."
Todas las aquí presentes tenemos claras ciertas verdades que, aun obvias,
esta sociedad y el Gobierno de España parecen soslayar cuando se recortan
presupuestos en materia de protección y prevención a las víctimas de Violencia
de Género. Y no podemos permanecer impasibles viendo como,
desgraciadamente, el 25 de noviembre de 2017 ( Día Internacional contra la
Violencia de Género) volveremos a tener que leer una cifra de víctimas similar
a la del año anterior.
Sánchez-Mellado golpeaba nuestra conciencia colectiva e individual cuando
nos advertía de que "Cierto es que son milenios de desigualdad, de machismo
estructural... Que nos han inculcado que el amor duele, que cuesta, que quien
bien te quiere te hará llorar, que los celos son prueba de amor, que hay que
luchar por las relaciones, que la pareja está hecha de renuncias y sacrificios.
Cierto es que nosotras somos las víctimas y no los verdugos. Convengamos,
no obstante, en que tenemos cierto margen de maniobra. Que podemos
rebelarnos. Decirles que no. Darles puerta. Nunca es pronto. Ni tarde. La culpa
no es nuestra, sino suya, vale. Pero demasiadas han dejado la vida.
Demasiadas han confirmado la regla. Hagamos pues nuestra parte. No
bajemos la guardia. No le pasemos a uno ni una. Ni el amor de tu vida ni el
padre de tus hijos ni el marido perfecto de puertas afuera: ninguno merece la
pena."
Todas podemos ser víctimas. Todos debemos estar alerta. A todos nos
incumbe. Ni una menos es cuestión de nosotras mismas. Pero también de
vosotros mismos. Una sociedad decente es aquella en que todos sus miembros
viven con dignidad y sin miedo, y la nuestra aún no lo es. Y no lo será hasta el
día que dejemos de venir aquí, porque será el día en el que las mujeres
dejemos de morir asesinadas a manos de nuestras parejas o exparejas ante la
indignación cívica momentánea de noticias del telediario, del tuit que vuela pero
no deja ni huella y la posterior indiferencia generalizada de una sociedad que
no puede seguir tolerando ni un minuto más esta situación que nos debería
avergonzar como país.
Seguiremos luchando y concentrándonos para denunciarla y erradicarla.
¡Basta ya!
Lunes sin sol, 13 de febrero de 2017

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Comentarios - 0

Los comentarios están cerrados...

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres