domingo, 5 de abril de 2020 04:54 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
un amigo de león

San Juan y San Pedro

Inevitable resulta, con el paso de los años, hacer comparaciones entre lo actual y lo ya pasado. Lo más importante es algo a lo que generalmente no le damos importancia como es el tiempo. En la actualidad, y desde que la autonomía municipal esta presente, las manifestaciones festivas suelen ser mucho más generosas.

Archivado en: Maximino Cañón, Fiestas de San Juan y San Pedro, Amancio Prada, cáncer

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Maximino Cañón
23/6/2017 - 03:30

Siguen teniendo plena vigencia los recorridos por las calles de los ‘gigantes y cabezudos' acompañados por la ‘tarasca' la cual viene a representar a una mujer, entre otras definiciones, monstruosa fea y desvergonzada que, así, más o menos, era como la recordamos. Pocas cosas eran gratuitas, quitando los insustituibles y populares ‘fuegos artificiales' y que hoy, a pesar del paso de los años, continúan siendo lo preferido por la casi totalidad de la población, sin distinción edades. Las compañías de revista y las de teatro, junto con los circos y los teatros portátiles y ‘pecaminosos' Apolo o Teatro Chino, anunciados con sugerentes señoritas a pesar de la censura, eran esperados con ansiedad como un flujo de aire fresco. El Teatro Emperador y el Trianón, ambos con más de mil localidades, presentaban lo más selecto del momento. Por aquí pasaban año tras año, con lleno de no hay entradas, Zori Santos y Codeso, con su compañía de revista, durante los tres o cuatro días, a dos sesiones, que duraba su estancia en León. También Lina Morgan, Arturo Fernández, Pedro Osinaga etc. nos visitaban con el mismo éxito. La contra estaba en los terrenos de Papalaguinda, en los que, se asentaban los circos y caballitos, para toda la familia, y los mentados teatros. Estos últimos representaban la libertad carnal, dentro de lo que cabía. Algunos días, aprovechando la presencia de muchos feriantes de la provincia (cuando ésta tenía habitantes) hacían el último pase a la una de la mañana. Eso sí que era ‘libertad de horarios'. El éxito de estas compa-ñías radicaba en que, tanto los números de los cómicos como los de revista, rayaban lo permitido por la censura. Las cosas han cambiado. Ahora los ayuntamientos presupuestan cantidades nada despreciables para que la ciudadanía se lo pase bien, tratando de dar gusto a las diferentes edades, y así olvidarse los problemas que nos acucian, que suelen ser muchos. Pero, repito, lo más importante, sin lugar a dudas, es ‘el buen tiempo' y no cuesta nada, sólo suerte.
P.D. Mi reconocimiento con mayúsculas para AMANCIO ORTEGA por su inestimable aportación en medios en la lucha contra el cáncer. Nos sentimos orgullosos de tener a un leonés como benefactor colaborando en favor de quienes se ven sometidos a superar la dura enfermedad y que, a buen seguro, lograrán, y a lo que, AMANCIO ORTEGA, con un sentimiento humano y generoso, está contribuyendo. A los otros, a los que lo critican, les deseo que tengan tanta salud como rechazo generan.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres