sábado, 27 de febrero de 2021 12:08 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
un amigo de león

Calamares y fútbol

Aparentemente nada tienen que ver los calamares con el fútbol, pero en las siguientes líneas trataré de explicarme.

Archivado en: Maximino Cañón, Bar Sevilla, Bar San Román, bocadillos de calamares en León

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Maximino Cañón
28/12/2018 - 04:40

Procurando estar al día de todo cuando a nuestro alrededor sucede, en ningún caso dejo de pasar por el filtro los recuerdos, sobre todo, en las largas caminatas y conversaciones que mantengo con mi amigo Aladro y que se remontan a los años de la niñez pasando por la juventud y llegando hasta nuestros días. En una de estas, pasamos por el bar ‘Sevilla', que casualmente vemos que esta en obras, y mirándonos nos decimos: ¿te acuerdas de los bocadillos de calamares que los domingos comprábamos ¿ si, y tampoco se puede uno olvidar de los del también famoso bar "San Román", otro especialista en el molusco pasado por la sartén . Hablamos de los bocadillos, y de los diferentes bares que eran famosos por el buen producto y que, con precios asequibles que según nuestro criterio y gusto, hacían que las tardes del domingo fueran mas placenteras. A veces, de acuerdo con la propina que cada uno disponía, teníamos que optar entre comer un bocadillo o ir a nuestro entretenimiento indiscutible, el cine. El súmmum era comerlo mientras veías la película. Dura decisión pero la propina normalmente no daba para las dos cosas, si acaso para un tronco que hacia las veces de merienda confitada y costaba menos que los solicitados bocadillos de calamares. Volviendo a lo relacionado con algunos bares no podíamos omitir algo que entonces esperábamos con suma impaciencia, como era el tener una información y visión al momento sobre los resultados de los partidos de fútbol que, por aquel entonces, se jugaban en las tardes de los domingos. La tecnología informativa consistía en estar los dueños de los bares con la radio pegada a la oreja, mientras servían café a la clientela, para, con la mayor rapidez posible, plasmar en las lunas de cristal, o casilleros de alguna cristalería de la época, los resultados con un pincel y ese producto tan extendido para el blanqueo en general y barato, como es el conocido "Blanco España"Asi, con esta técnica de andar por casa, te enterabas de como había quedado tu equipo favorito pero, con la irrupción de las quinielas, se desató la esperanza de hacerte millonario por unas pocas pesetas, confiando en acertar una de catorce y que no hubiera muchos para compartir a ver si, de esta forma, salias de pobre.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres