viernes, 13 de diciembre de 2019 04:28 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Bodas de plata / celebración en la Catedral

Julián López celebra sus 25 años como obispo

El obispo de la Diócesis de León, Julisn López, presidió este jueves la celebración del XXV Anivesario de su ordenacion episcopal con una eurcaristía de acción de gracias en la Catedral de León. Ante una Pulchra llena de fieles y en compañía del presbiterio diocesano y de obispos de la provincia eclesiástica, pidió "fuerza para el desempeño de una misión que entraña sacrificio y amor fuerte".

Archivado en: Julián López, obispo de León, Diócesis de León, ordenación episcopal, religión

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Galería

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

gentedigital.es
26/9/2019 - 17:00

El obispo de León, Julián López, ha presidido esta mañana en la Catedral una celebración especial de acción de gracias con motivo de la conmemoración de los 25 años de su ordenación episcopal, que tuvo lugar el día 25 de septiembre de 1994. Ante una nutrida presencia del presbiterio diocesano y de fieles que se han querido sumar a esta eucaristía en el primer templo de la Diócesis el obispo Julián López pronunció una homilía en la que rememoró la ‘invocación trinitaria' con la que se dirigió por primera vez ya como obispo a los fieles que llenaban la Catedral del Ciudad Rodrigo el 25 de septiembre de 1994 para afirmar que "de aquel día ya lejano de mi ordenación, a pesar del paso del tiempo, en mi alma permanece vivo el recuerdo emocionado de aquella celebración y de las personas que intervinieron". "Hoy, veinticinco años después de haber recibido la gracia del sacramento del Orden Sacerdotal en el grado de episcopado, me siento todavía abrumado por lo que significa el ministerio recibido de responsabilidad personal", continuó el prelado legionense, para indicar que "la gracia divina eleva y perfecciona la capacidad humana y significa una fuerza para el desempeño de una misión que entraña el sacrificio y amor fuerte y entregado al servicio de los hermanos".

PRESBÍTEROS, OBISPOS Y PUEBLO FIEL
Ante una Catedral que llenaban los fieles y una amplia representación del presbiterio, acompañaron concelebrando por el arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz; el obispo de Santander, Manuel Sánchez Monge; el administrador diocesano de Astorga, José Luis Castro; todos ellos en representación de la Provincia Eclesiástica, así como el administrador apostólico de la Diócesis de Ciudad Rodrigo, Jesús García Burillo, el obispo auxiliar de Santiago, Jesús Fernández, y el obispo de Ourense, José Leonardo Lemos, el obispo Julián López, quiso concluir su homilía con una invitación a "pedid hoy por vuestro presbiterio diocesano y pedid también por mí, para que todos los sacerdotes, al ejercer el ministerio de la Palabra, al celebrar los sacramentos y al cuidar con amor nuestras comunidades, nos demos cuenta siempre de lo que hacemos, imitemos lo que conmemoramos y nos santifiquemos cada día caminando en una vida nueva".

 

‘BODAS DE PLATA' EPISCOPALES, DOS DIÓCESIS
La celebración de estas ‘bodas de plata' episcopales ha remitido hoy desde León al nombramiento de Julián López como obispo de Ciudad Rodrigo, promovido por el Papa San Juan Pablo II el 15 de julio de 1994, que se hacía efectivo el día 25 de septiembre de aquel mismo año 1994, cuando recibía la ordenación episcopal en la catedral de Ciudad Rodrigo de manos del entonces Nuncio Apostólico en España Mons. Mario Tagliaferri como ministro ordenante principal. Tras una etapa de nueve años como obispo civitatense, el día 19 de marzo de 2002 Julián López era nombrado obispo de León y el día 28 de abril hacía su entrada en la sede legionense para ponerse al servicio de la Iglesia de León. Dos diócesis a las que Mons. López Martín ha dedicado ya veinticinco años de desempeño episcopal desde aquel 25 de septiembre de 1994 que rememora al exclamar en su Carta Pastoral: "¡Cuántos recuerdos, cuántas personas, cuántos acontecimientos grandes y pequeños vienen a la memoria en torno a esa fecha del 25 de septiembre de 1994! Familia, amigos, feligreses y tantas personas, conocidas y desconocidas, que vivieron emocionadas el acontecimiento y que se alegran con aquella llamada para servir apostólicamente en una entrañable diócesis, Ciudad Rodrigo, humilde y pequeña estadísticamente pero cargada de amor y de fidelidad a la Iglesia. Y después, desde el 19 de marzo de 2002 cuando fui preconizado para León tomando posesión el día 28 de abril en la Pulchra leonina, la Diócesis tan hermosa por su historia, rica en vocaciones, como por la belleza gótica y transparente de su Sede catedral".

VOCACIÓN Y BIOGRAFÍA ECLESIAL
Julián López Martín, que nació en Toro (Zamora) el 21 de abril de 1945, realizó sus estudios eclesiásticos en el Seminario Diocesano de Zamora y tras su ordenación sacerdotal en la Catedral de Zamora el 30 de junio de 1968 tuvo ocasión de completar su formación en el Pontificio Instituto Litúrgico de San Anselmo de Roma, donde obtenía el doctorado en Sagrada Liturgia en 1975. Y es en esa primera etapa de ejercicio pastoral como párroco en la pequeña localidad de Villarrín de Campos, después de haber celebrado su primera misa solemne en la Iglesia Parroquia de San Julián de los Caballeros de Toro el día 4 de julio de 1968, donde Mons. López Martín sitúa la raíz de su vivencia del "sacerdocio como don y como ministerio pastoral que tiene su origen en el sacramento del Orden, y que es siempre una gracia inmerecida a la que precedió una elección del Señor considerada como una ‘vocación' persona a seguirle".

Como sacerdote al servicio de la Diócesis de Zamora Julián López desempeñó en los inicios de su ministerio varios cargos pastorales, en una trayectoria en la que destaca su nombramiento como canónigo de la S. I. Catedral en 1978 y como delegado diocesano de Pastoral Litúrgica, además de encargarse de la dirección del Centro Teológico Diocesano de Zamora desde 1984 a 1991. Esa especialidad en Liturgia ha sido una constante en la trayectoria del obispo de León que desde 1992 a 1995 le llevó a presidir la Asociación Española de Profesores de Liturgia, y desde 1982 hasta 1993 a trabajar como asesor técnico y colaborador permanente del Secretariado de la Comisión Episcopal de Liturgia de la Conferencia Episcopal, una comisión de la que ha sido presidente en distintas etapas, de 2002 a 2011, y desde 2014 hasta la actualidad, y desde la que ha impulsado la tercera edición del Misal Romano en lengua española. Y precisamente desde esa especialidad como liturgista Julián López era nombrado en 2010 por el Papa Benedicto XVI miembro de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramento desde donde sirve a la Iglesia Universal.

 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres