viernes, 26 de febrero de 2021 06:03 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
un amigo de león

Vuelta la burra al trigo

Quién nos lo iba a decir, a quienes estuvimos tantos años añorando el derecho a decidir dejando nuestro voto para, junto con el de otros millones, decidir qué partido nos había de gobernar.
A partir de entonces, y después de un breve tiempo, se formaban las diferentes áreas del gobierno, a la vez de nombrar a los responsables de los diferentes ministerios.

Archivado en: Maximino Cañón, política, rifarse España, nuevas elecciones

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Maximino Cañón
04/10/2019 - 02:20

Qué expresión la que un día escuché, cuando ejercía como responsable de personal de una importante empresa leonesa, mientras soportábamos una crisis de esas que, en la mayoría de los casos, se encaminan a un inminente cierre y el presidente me dijo: "Tranquilo que todo es susceptible de empeorar". Lo cierto es que aquella predicción, a base de buen hacer y de trabajo, no se cumplió y la empresa salió para adelante. Hago esta introducción para tratar, modestamente, de establecer una comparación entre lo que es llevar bien una empresa, en la que intervienen varios factores: capital, esfuerzo, trabajo, y, añadiría yo, ciertos conocimientos para llevarla a cabo, y lo que es todo lo contrario.
Una cosa preocupante es lo que estamos viviendo, viendo como nuestra mayor empresa, España, se la rifan a capricho gentes que, en la mayoría de los casos no han desempañado trabajo alguno que les capacite para regir nuestros destinos. Otro ejemplo comparativo es el de saber que en la empresa privada o ente público con mérito demostrado, el que hace una mala gestión no vuelve a optar a el puesto que desempeñaba, eso en el mejor de los casos; en el de peor, pies en polvorosa. Ya dije otra vez en este medio que "la política es la única actividad donde repetir es mejor que aprobar".
Para bien o para mal, las últimas elecciones establecieron blo-
ques ideológicos con claras demarcaciones donde, según los mismos, ya teníamos gobierno estable, con claro signo izquierdista. Hasta aquí pude pensar. La cosa no fue así, y se puso de manifiesto aquello de que "no hay peor cuña que la de la misma madera" . Y, mientras tanto, para muchos, sobre todo para los de arriba: "que vengan días y caigan ollas" y los demás a votar como "gilipollas". ¿O no?
Concluiré dando la razón al dicho popular que dice: "Al que no está acostumbrado a bragas, las costuras le hacen llagas."

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres