domingo, 12 de julio de 2020 22:48 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
De vez en cuando

Cambios en el callejero de León

La futura sustitución de los nombres de las calles de León que recuerdan a la época franquista va a crear la lógica controversia entre quienes están a favor de la modificación y quienes defienden lo contrario. En cualquier caso -y que nadie se llame andanas- ya se sabía que, antes o después, esto iba a ocurrir con todas las consecuencias. Porque en cualquier época de la historia el cambio de las placas urbanas ha sido moneda común y en mayor medida entre aquellos que, como es el caso, ‘ganaron' la guerra.

Julio Cayón
20/3/2020 - 01:10

Y es muy fácil concluir que la mayoría de la gente, en términos genéricos -los vecinos de las calles afectadas son harina de otro costal-, acepten sin mayores algarabías los cambios. Ni a favor ni en contra, neutrales. Es cuestión de rutina. De adaptación urbana. De costumbre. Y esto es así porque pocos son los que se acuerdan, por ejemplo, que la rotulada en la capital leonesa como calle del General Mola se titule ahora de Regidores. O la que fuera del General Moscardó haya pasado a ser de Víctor de los Ríos. Si se echa mano del nomenclátor municipal -que está a disposición de cualquier ciudadano- se descubren los numerosísimos cambios de muchas de las arterias leonesas. Y algunas muy conocidas.
Ahora bien, si la pretensión -oculta o disimulada- es quitar reminiscencias franquistas para recordar a quienes estuvieron en el ‘otro' bando, estamos jodidos. Así no se acabaría con la situación. Porque lo natural en este supuesto, es que desapareciera todo vestigio que recuerde a la contienda civil y a los siguientes años. Sin recovecos. Es decir, café para todos. Es lo suyo. Y puestos a la tarea también habría que cambiar -tómese a chufla- la calle París o la avenida de Roma.
Porque habrá quien, revolucionado con un patriotismo excesivo, mantenga que París recuerda a la vecina Francia y a su emperador Napoléon cuando, durante la bautizada como Guerra de la Independencia pasó a cuchillo -hay expertos que niegan la barbarie- a docenas de leoneses. ¿Convendría borrarla del mapa callejero? ¿Y los romanos? Antes de hacerse con el territorio mediante las espadas de la Legio VI y Legio VII también apiolaron a un buen número de indígenas de aquel tiempo.
Aparte de la broma -que lo es- quiere ello decir que el Ayuntamiento debe ser cauteloso en el momento en que acometa la modificación urbana. Todo muy concretado y muy exacto para evitar errores o acuerdos que provoquen desabridos y comparaciones odiosas. Cambiar el nombre de las calles no es, precisamente, una verbena administrativa.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres