sábado, 28 de enero de 2023 21:53 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Un amigo de León

'Minero le quiero madre'

Aquel oro negro, como vulgarmente se le llamaba al carbón que en nuestra provincia se extraía, tenía esa denominación debido a la riqueza que producía. Teníamos carbón (y dicen que tenemos) para calentar a media Europa. Allí donde había chamizos -minas pequeñas de carbón de poca importancia- generaban una importante repercusión en la economía, tanto local como provincial, en nuestro caso.

Archivado en: Maximino Cañón, mineros, carbón, Bruselas

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Maximino Cañón
27/5/2022 - 01:10

Se facilitaban viviendas o pisos para los trabajadores muchos de ellos llegados de fuera a la llamada de buenos salarios que se ganaban, aun a riesgo de enfermar o perder la vida, pero, como decía alguno que conocí, si la tienes, la tienes, pero la familia puede disfrutar de una vida digna con los hijos estudiand y nosotros viviendo con cierto desahogo. Hoy, decían los trabajadores, las minas tienen un exhaustivo control en medidas de seguridad tanto personales como en la mina. Con mucha pena observamos el pasar de los años y seguimos siendo una empresa lanzadera donde se preparan los jóvenes para esparcirse por el mundo adelante en busca de un ‘Dorado', aunque solo sea con un pequeño baño de ese metal que les garantice cierto porvenir.
A mí, y a muchas gentes de mi entorno, nos produjo cierta indignación el ver cómo se destruían las chimeneas de la térmica de La Robla como si quisieran hacer desaparecer parte de lo que fuimos y ahora no somos eliminando cualquier vestigio. Donde hay chimeneas hay vida se decía. Digo esto porque como la esperanza es lo último que se pierde, después de escuchar y leer que por culpa de demoníaco Putin, invadiendo Ucrania, amenazando y llevando a cabo el corte de suministro de gas a varios países, hemos vuelto a mirar para atrás diciendo, "ostras", si nosotros tenemos reservas de carbón para dar y tomar si es necesario.
Lo que supuso el carbón hasta que Bruselas, por causa del cambio climático y efectos nocivos para la salud, nos lo prohibió, mientras en otros países siguen con la extracción y aquí se traía, o se trae, de fuera (manda...). Fue una pérdida de renta y de habitantes. La letra de esta canción leonesa, de Eduardo Glez. Pastrana, expresa magníficamente lo que fueron para nuestra tierra la minería y las térmicas en esos momentos, sin presagiar el final impuesto: "MINERO LE QUIERO MADRE, DE LAS MINAS DE LEÓN, QUE AUNQUE EL CARBÓN SEA NEGRO LAS PESETAS BLANCAS SON". Pues aquí seguimos, sin minas y sin cacarear, no sea que enfademos a los de arriba. Pero no decaigamos que un León siempre será un León, aunque venga de una Legión.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres