viernes, 9 de diciembre de 2022 09:38 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
De vez en cuando

El fracaso de la política sanchista

Anda la izquierda mediática y política muy preocupada con Alberto Núñez Feijóo. Incluso temerosa. Desde el pasado 2 de abril en que el gallego asumiera la presidencia del Partido Popular las alarmas saltaron con escándalo tanto en La Moncloa como en Ferraz. Casi al unísono. Feijóo no era Casado.

Julio Cayón
16/9/2022 - 02:20

Y lo sabían. El PP iniciaba así una nueva andadura y no les era ajeno el currículum de quien, en cuatro ocasiones, había arrasado con mayorías absolutas en Galicia. Y es que Feijóo, además de templado, ha venido conjugando con indudable acierto la gestión y los tiempos. Sabe dónde pisa y sabe, también, cómo debe pisar.
Los socialistas se han creído el ombligo de la nación desde que Sánchez consiguiera mandar para casa a Mariano Rajoy. La realidad, después, ha demostrado -y sigue demostrándolo en el día a día- que ‘Mi Persona' es un bluf, que su única aspiración es el poder por el poder, algo que el brillante catedrático José Manuel Otero Lastres explicó en un artículo publicado en el ABC hace un par de años. "De tal suerte -decía- que ya no se actúa movido por aquello en lo que uno cree que es mejor y más conveniente para la generalidad de la ciudadanía, sino por lo que sea más útil y provechoso para el propio político. Y es entonces -continuaba- cuando lo que deviene más útil y provechoso es el mantenimiento del poder a toda costa". Ese es Sánchez.
El PSOE, conocedor de que le están pintando la cara con las encuestas, no desaprovecha oportunidad alguna para meterle el dedo en el ojo a Feijóo. Eso sí, con diferente resultado al previsto por el Ejecutivo. En el reciente cara a cara, en el Senado, entre ‘Mi Persona' y el jefe de la oposición, les salió rana. Núñez Feijóo, con un tiempo limitado para esclarecer su posición y la de su grupo -Sánchez aburrió a la parda alpina en sus fútiles e incontroladas intervenciones- mantuvo el crédito. El inquilino de La Moncloa lo perdió aún más. El burlador burlado.
Lo último con lo que han pretendido desacreditar a Feijóo y mofarse de él, ha sido el pésame, que el líder conservador hizo llegar a la Casa Real británica por la muerte de Isabel II y cuyo texto se escribió en inglés. Anatema. Sin embargo, Sánchez lo hizo en castellano con la siguiente coletilla: "Una figura de relevancia mundial, testigo y autora de la historia británica y europea". Y lo ha dicho un republicano convicto y confeso, que quiere cargarse la monarquía española al precio que sea. Y en ello anda cual caballo desbocado. El sí que es un figura, pero para echarle de comer aparte.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres