sábado, 13 de agosto de 2022 02:01 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
apuntes de una alcaldesa

Desde Pardomino con amor

¿Qué pensaríais si os obligasen a abandonar el pueblo que os vio nacer? Desalojar de golpe la casa de la familia, cargada de recuerdos y de sentimientos dejando atrás todos aquellos lugares donde aprendemos a vivir, compartir, pelear, jugar, amar e incluso a veces, odiar. Empaquetar toda una vida y poner rumbo a otro lugar, a veces desconocido y siempre diferente. Arrancar en definitiva y de cuajo las raíces de todo un pueblo.

Muchas veces me he preguntado cómo se habría sentido toda esta gente de Vegamián y alrededores, cuando hace ya la friolera de 44 años les "barrieron" de esta vega del Porma para construir el pantano; y todavía hoy sigo preguntándome lo mismo, año tras año, (y ya llevo veinte), cuando comparto con todos ellos el único día reservado en el calendario para reunirse de nuevo y conmemorar aquellos tiempos en los que compartían faenas del campo, andanzas de juventud y amistades de antaño.

Espectadora en esta fiesta, asisto siempre asombrada del carácter y el cariño que esta gente profesa a lo único que les queda de su pueblo: los montes de Pardomino. Allí acuden prestos y emocionados todos los años, por San Antonio, para reencontrarse y disfrutar de un día de convivencia extraordinario, contar las novedades familiares, compartir mesa y mantel aderezados con música tradicional y bailes, y, ¡cómo no!, el momento de nostalgia y recuerdo para aquellos que engordan la lista de los que ya no nos volverán a disfrutarla.

Es de agradecer a los organizadores de la fiesta el empeño que ponen en preservarla y cómo inculcan a sus hijos el amor a estos parajes con el objetivo de que sean ellos los que les tomen el relevo para asegurar su perpetuidad.

Por lo que a mi respecta, seguiré acudiendo todos los años e intentaré que mis hijos, que no han podido disfrutar del pueblo natal de su padre, se impregnen del olor de este maravilloso monte y lo lleven en sus entrañas como algo más de sí mismos.

Con todo el amor a esta tierra, a sus gentes y a Pardomino.

 

Archivado en: Apuntes de una alcaldesa, Ana Isabel Ferreras, Pardomino

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

Ana Isabel Ferreras
27/6/2011 - 13:36

¿Qué pensaríais si os obligasen a abandonar el pueblo que os vio nacer? Desalojar de golpe la casa de la familia, cargada de recuerdos y de sentimientos dejando atrás todos aquellos lugares donde aprendemos a vivir, compartir, pelear, jugar, amar e incluso a veces, odiar. Empaquetar toda una vida y poner rumbo a otro lugar, a veces desconocido y siempre diferente. Arrancar en definitiva y de cuajo las raíces de todo un pueblo.

Muchas veces me he preguntado cómo se habría sentido toda esta gente de Vegamián y alrededores, cuando hace ya la friolera de 44 años les "barrieron" de esta vega del Porma para construir el pantano; y todavía hoy sigo preguntándome lo mismo, año tras año, (y ya llevo veinte), cuando comparto con todos ellos el único día reservado en el calendario para reunirse de nuevo y conmemorar aquellos tiempos en los que compartían faenas del campo, andanzas de juventud y amistades de antaño.

Espectadora en esta fiesta, asisto siempre asombrada del carácter y el cariño que esta gente profesa a lo único que les queda de su pueblo: los montes de Pardomino. Allí acuden prestos y emocionados todos los años, por San Antonio, para reencontrarse y disfrutar de un día de convivencia extraordinario, contar las novedades familiares, compartir mesa y mantel aderezados con música tradicional y bailes, y, ¡cómo no!, el momento de nostalgia y recuerdo para aquellos que engordan la lista de los que ya no nos volverán a disfrutarla.

Es de agradecer a los organizadores de la fiesta el empeño que ponen en preservarla y cómo inculcan a sus hijos el amor a estos parajes con el objetivo de que sean ellos los que les tomen el relevo para asegurar su perpetuidad.

Por lo que a mi respecta, seguiré acudiendo todos los años e intentaré que mis hijos, que no han podido disfrutar del pueblo natal de su padre, se impregnen del olor de este maravilloso monte y lo lleven en sus entrañas como algo más de sí mismos.

Con todo el amor a esta tierra, a sus gentes y a Pardomino.

 

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres