martes, 14 de agosto de 2018 22:24 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Lugo

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos

El pleno de la Diputación de Lugo reprueba al presidente con los votos del PP, abstención del BNG y ausencia de Martínez

Campos critica la "mediocridad de la oposición" y reivindica frente a esto la inyección de 129 millones en la provincia en dos años y medio

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

24/4/2018 - 18:24


Campos critica la "mediocridad de la oposición" y reivindica frente a esto la inyección de 129 millones en la provincia en dos años y medio

LUGO, 24 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Diputación de Lugo, el socialista Darío Campos, ha sido reprobado por el pleno provincial, a raíz de una moción que presentó el PP. Durante la votación, el BNG se abstuvo y se ausentó el alcalde de Becerreá y exvicepresidente de la institución provincial, Manuel Martínez.

La suma de 12 diputados del PP fue suficiente para reprobar a Campos, que solo obtuvo el respaldo de su grupo, el socialista, que cuenta con 10 representantes. El Bloque, con dos, se abstuvo y el exvicepresidente de la Diputación abandonó el pleno para evitar votar.

La portavoz popular, Elena Candia, ha expuesto que esta proposición tenía como finalidad que el presidente provincial "rectifique con la forma que tiene de hacer política". En esta línea, ha abogado por que los socialistas dejen a un lado los conflictos internos del partido, tras el nuevo enfrentamiento con Manuel Martínez.

"Nos tenemos que centrar en aquello que nos une. Este grupo siempre se ofreció al presidente para construir provincia y que deje de utilizar la Diputación para dar bofetadas a sus compañeros", destacó Candia antes de entrar en el pleno.

"ESPERPENTO"

Por su parte, Campos ha interpretado que dicha reprobación obedece "al circo y al esperpento que el Partido Popular quiere llevar a la institución". "Nosotros nos limitamos a trabajar y sacar adelante los temas importantes para los vecinos de Lugo. El PP solo se preocupa del circo que quiere instalar en la Diputación", ha criticado.

En su discurso, ha atribuido "mediocridad" a la oposición y ha reivindicado hacer "política" frente a eso. "Los más bisoños convirtieron la política en una cuestión aritmética", ha lamentado, censurando todavía a aquellos a los que "solo les importa lo inmediato, lo visible, lo corto".

"Yo no vine a la política a hacer espectáculo ni ruido, viene a construir para todos los vecinos. Desde que soy presidente, solo me propuse sacar adelante iniciativas que permitiesen a esta provincia, cuando menos, sobrevivir y recuperarse del desprecio de las políticas de derechas del PP desde la Xunta y el Gobierno central", ha subrayado.

En esta línea, ha llamado la atención sobre la labor hecha en los dos últimos años y medio, en los que, a su juicio, la Diputación se convirtió en "motor económico y social" de la provincia, tras la inyección de más de 129 millones de euros, según sus cifras.

De acuerdo con sus datos, fueron 55 millones en obra pública, 31 para "impulsar" el estado de bienestar, 28,5 para "dinamizar" el rural y 15 para el deporte.

En su opinión, el trabajo del actual gobierno, con la "inestimable implicación" de los trabajadores públicos, "a los que el PP castigó sin razón", supuso que esta administración "sea hoy el corazón de la provincia". "Una Diputación con las personas, sumamente social y rural", según ha recalcado.

"PELEA"

Por su parte, el portavoz nacionalista, Xosé Ferreiro, ha justificado la abstención de su grupo al entender que no les pueden "pillar en esa pelea que tienen entre ellos para ver quién manda más".

"No es de recibo que un gobierno como el que preside Darío Campos haya tenido cuatro vicepresidentes. Eso ya indica la incapacidad para llevar el gobierno, pero tampoco puede ser que apoyemos una propuesta por un partido que intenta aprovecharse de las disidencias o de las posibles salidas de personas que fueron elegidas por otro partido para alcanzar cuotas de poder en esta institución", ha zanjado Ferreiro.

Tras la reprobación, cerró las intervenciones Darío Campos, quien defendió que la "política tiene que estar arropada por discursos ciertos y no por intereses electoralistas de una organización política o de una persona". "Eso es mezquino", ha resuelto.
añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Comentarios - 0

Los comentarios están cerrados...

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres