martes, 31 de enero de 2023 23:34 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente digital

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Entrevista

Ana Milán: "Voy a votar el domingo porque es momento de hacer algo distinto sin irse a extremos peligrosos"

Acaba de publicar su segundo libro 'Voy a llamar a las cosas por tu nombre' (La Esfera de los Libros) · Después del verano comenzará a grabar una serie para televisión.

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar
Ana Milán

"Nunca he escuchado a un hombre decir que no se enamoró porque ella tenía celulitis"

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Mamen Crespo
24/6/2016 - 10:32

Nunca ha querido hablar de su vida privada, aunque se empeñen día tras día en analizarla y publicarla en algunos medios, algo con lo que ya convive. Sin embargo, se ha desnudado para el lector en su segundo libro, provocando que no haya quien lo lea que no se sienta identificado. Y es que, al final, todos somos parecidos porque queremos que pasen los inviernos duros, que se marche ese frío que tatúa los huesos de errores cometidos y hacerlo bien, aunque no siempre lo consigamos. En esos casos, se cuenta con el apoyo de familia y amigos. Con los suyos continúa Ana Milán cada día mientras aprende a deletrear la calma, a conjugar las balas y a no dejarse doler.

Estamos acostumbrados a verte en la tele y en los escenarios y sorprendes con las reflexiones del libro. ¿De dónde ha salido esta faceta?
Supongo que de las ganas de contar cosas. Yo me lancé a escribir para mí, por ordenar la cabeza, ya que escribir te coloca muchísimo. Así empezó y cuando llevaba lo que ahora es medio libro escrito, sonó el teléfono, y era Carmen Fernández de Blas, que fue la editora de mi primer libro, diciéndome que quería otro.

Es normal que quisiera otro libro tuyo después de las nueve ediciones del anterior.
Sí, fue increíble lograr nueve ediciones de 'Sexo en Milán'. Para mí fue todo una sorpresa la segunda edición, con la tercera no daba crédito y cuando llegamos a la novena ya me parecían pocas.

¿Te da algo de miedo ahora al tener el listón tan alto?
No, porque no soy escritora y entonces no tengo la presión de sacar un libro por año. Soy una actriz que, de vez en cuando, hace estas cosas raras.

¿Entre los objetivos del libro te has marcado que todos los lectores se sientan identificados? Porque está ocurriendo.
No hay nada que me puedas decir que me haga más ilusión que esto. Iría uno por uno a que me contaran cuál es su frase. De verdad que me emociona mucho. En las firmas de la Feria del Libro era un comentario recurrente: "Me he sentido identificado", "esto lo podía haber escrito yo", "es lo que yo siento pero tú le has dado forma". Estas eran las frases.

He visto un chute de optimismo dentro del dolor...
Así es, como es la vida. Nada se para. De hecho, hay un momento en el libro que dice: "Tantos años sin Neruda y el mundo sin dejar de girar", así es que, si siguió sin Neruda, ¿cómo no va a seguir me ponga yo como me ponga?.

Muchos habrán pensado que te debe ir todo fenomenal con esta positividad.
Es que me va muy bien. Tengo un patrimonio de amigos importantísimo, un hijo increíble, una familia, una profesión que me chifla y me va fenomenal...

Alguna vez habrás fallado y te habrán salido las cosas mal.
No conozco otra manera de acertar que no sea apoyándote en errores. Imagínate querer acertar siempre. Equivocarse forma parte de la vida y sentir dolor también. Cuando se acepta eso, uno entiende que no pasa nada. Un profesor mío, Manuel Morón, me decía que en realidad nunca pasa nada. Eso fue un aprendizaje, un regalo de vida.

¿Has salido muchas veces deseando entrar como dices en el libro?
Es una pregunta muy general para que te la conteste, aunque la digo en el libro. Me gustan mucho los sitios a los que quiero volver.

En el libro dices que cada vez que has necesitado sentirte bonita, a pesar de tener decenas y decenas de cosméticos de todo tipo para lograrlo, lo has conseguido con una llamada a un amigo.
No hay nada igual que la familia y los amigos, que para mí son lo mismo. No concibo la vida sin ellos. No hay patrimonio mayor, no existe. Es un milagro estar siempre arropada y que te puedas caer porque van a tardar un minuto en acudir. Eso es un tesoro.

¿Ese patrimonio lo valoramos más cuando estamos peor?
Claro.

¿Qué proyectos de televisión o de teatro tienes para los próximos meses?
Después de verano empezaré a grabar una serie para televisión. En el teatro han sido cuatro años, mucho tiempo. Llega un momento en el que necesitas unos días para ti y el teatro tiene unas características que es cuando el día termina y todo el mundo se retira, tú te vas a trabajar, y necesitas la energía intacta. Han sido cuatro años increíbles, pero ahora me apetece mucho volver a la tele.

¿Qué harías si en el cielo hubiera móviles?
Dejaría de hablar contigo, te pediría cinco minutos, y me iría a hablar con mi padre y mi abuelo Antonio, mi abuelo Cristóbal, mi abuela María. Soy muy fan de los hombres, me han dado mucho, me han entregado mucho, me gusta mucho su sencillez, que no simpleza, no me gustan nada los hombres simples. Nosotras vamos a acabar todas locas como sigamos mirando las cosas tan de cerca y con tanta lupa. Somos muy intensas. Nunca he escuchado a un hombre decir que no se enamoró de una mujer porque tenía celulitis. Hay mucha autoexigencia, nos damos mucha caña, y luego somos muy benevolentes con ellos. Somos estupendas.

¿Vas a votar el domingo en las elecciones generales?
Sí, claro. Como una loca además. Es el momento de hacer algo distinto sin irnos a extremos peligrosos.

Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres