jueves, 25 de abril de 2024 07:15 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Salamanca

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos

Sorprenden, dentro de un armario en una casa de Salamanca, a un joven con varias órdenes de ingreso en prisión

La Policía Nacional ha detenido en Salamanca a un hombre de 33 años que estaba en búsqueda y captura al tener pendientes tres órdenes de ingreso en prisión y dos requisitorias más por varios juzgados y por distintos motivos.

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

02/4/2024 - 14:47


SALAMANCA, 2 (EUROPA PRESS)

La Policía Nacional ha detenido en Salamanca a un hombre de 33 años que estaba en búsqueda y captura al tener pendientes tres órdenes de ingreso en prisión y dos requisitorias más por varios juzgados y por distintos motivos.

Según la información policial recogida por Europa Press, fue sorprendido después de haberse escondido "cual contorsionista", al tener conocimiento de la llegada de los agentes para su detención, en el interior de un mueble de "diminutas dimensiones" de una vivienda de Salamanca.

Los hechos ocurrieron este pasado lunes, 1 de abril, cuando los funcionarios policiales tuvieron constancia, después de investigaciones realizadas, de que el hombre podía estar residiendo en una determinada casa.

Una vez en ella, después de tener autorización para acceder al domicilio por parte de un familiar, el cual indicó a los policías que allí no se encontraba, fue localizado "cual contorsionista en el interior de un mueble de diminutas dimensiones".

En ese momento, los agentes procedieron a su detención, fue trasladado a dependencias policiales y luego puesto a disposición del Juzgado de Guardia de Salamanca, y ya ha ingresado en la prisión de Topas.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 
Gente Digital en Facebook

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres