sábado, 20 de abril de 2019 19:03 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Vitoria

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos

SEMANA SANTA: Consulte el estado de las carreteras y las predicciones meteorológicas

Urkullu defiende que los pasos dados contra violencia de género "son irrenunciables y no tienen marcha atrás"

Preside en Vitoria el cierre del programa sobre estándares de calidad en la atención mujeres víctimas de violencia en el que participa Emakunde

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

09/1/2019 - 13:41


Preside en Vitoria el cierre del programa sobre estándares de calidad en la atención mujeres víctimas de violencia en el que participa Emakunde

VITORIA, 9 (EUROPA PRESS)

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha afirmado este miércoles que luchar contra la violencia hacia las mujeres es una "prioridad" para el Gobierno Vasco y para Euskadi, y ha defendido que "los pasos dados son irrenunciables y no tienen marcha atrás".

Urkullu ha presidido este miércoles el acto de cierre del "Programa de Naciones Unidas sobre estándares internacionales de calidad en la atención a víctimas de la violencia contra las mujeres" que se ha celebrado en la sede de Lehendakaritza en Vitoria.

En el acto, el lehendakari ha señalado que la violencia contra las mujeres es "un problema social de primer orden que requiere una respuesta integral y coordinada" que "debe actuar sobre el origen mismo de la violencia". "Nos encontramos ante la manifestación más grave de la desigualdad de mujeres y hombres", ha subrayado.

En este sentido, ha destacado que luchar contra la violencia hacia las mujeres es una "prioridad" para el Gobierno Vasco y para Euskadi, y ha defendido que "los pasos dados son irrenunciables y no tienen marcha atrás".

Urkullu ha indicado que el Ejecutivo vasco aborda entre sus líneas de trabajo la prevención y erradicación con el objetivo de impulsar la mejora de la gobernanza, el avance en el cambio de valores, la mejora de la autonomía y empoderamiento de las mujeres o la sensibilización social. "También actuamos en las medidas y recursos para la protección y atención integral a las víctimas", ha señalado.

Al respecto, ha indicado que la respuesta integral para las mujeres, menores y familiares dependientes, exige un "alto grado de coordinación" entre las diversas instituciones que ofrecen asesoramiento jurídico, asistencia psicológica, protección policial, prestaciones económicas, respuesta educativa, inserción laboral o acceso a la vivienda.

Tras afirmar que la violencia contra las mujeres es "un problema de orden mundial", ha asegurado que Euskadi es "pionera" en la adopción de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas y en realizar esta autoevaluación de los estándares de calidad en la atención a mujeres víctimas.

"Nuestro objetivo es proseguir con la mejora continua a la que nos hemos comprometido. Este programa nos ofrece la oportunidad de que las cuestiones identificadas puedan ser tenidas en cuenta en la propuesta normativa para la erradicación de la violencia contra las mujeres", ha explicado.

Urkullu ha explicado que esta autoevaluación también se tendrá en cuenta en la actualización del III Acuerdo interinstitucional para la mejora en la atención a las mujeres víctimas, así como en las acciones a desempeñar en cada uno de los ámbitos analizados. "Es nuestra prioridad. La de todo nuestro Gobierno y en esta dirección vamos a seguir dando pasos adelante", ha insistido.

En la jornada también ha participado la especialista en políticas para la erradicación de la violencia contra las mujeres en ONU Mujeres Caroline Meenagh; la asesora de género, derechos reproductivos y desarrollo sostenible del Fondo de Población de Naciones Unidas María Teresa Bejarano; y la directora de Emakunde, Izaskun Landaida.

UN PROBLEMA GLOBAL

Landaida ha afirmado que la violencia contra las mujeres es "un problema global, universal, que afecta a todos los países del mundo" y que "a pesar de que en cada cultura se puede manifestar con diferentes matices, se trata del mismo fenómeno que tiene en su raíz la desigualdad entre mujeres y hombres".

Asimismo, ha subrayado que una de las "señas de identidad" de Euskadi es el "trabajo colaborativo y coordinado de las instituciones con un objetivo común" y ha mostrado su compromiso para seguir impulsando una coordinación aún más fluida entre los diferentes sistemas.

"Las administraciones de nuestro país hemos optado voluntariamente por autoevaluarnos a través de este programa, porque somos conscientes de que solo a través de la evaluación constante de lo que hacemos es posible la mejora continua", ha indicado.

También ha recordado que se está trabajando en la nueva propuesta normativa para la erradicación de la violencia contra las mujeres en la que quieren integrar cuestiones que han aflorado en el proceso de autoevaluación que ha permitido identificar los principales retos para reforzar el sistema de atención a víctimas de violencia contra las mujeres en Euskadi.

El proceso de trabajo ha incluido tres fases y distintas estrategias de recogida de información que han involucrado a cerca de 155 personas clave de instituciones públicas implicadas en la atención, entidades privadas, organizaciones de la sociedad civil y otros agentes de ámbitos como la salud, la justicia, la policía, los servicios sociales y la coordinación y gobernanza.

NUEVA FORMACIÓN

La directora de Emakunde ha destacado que la formación de los profesionales que atienden a las víctimas es "fundamental" y ha avanzado que están trabajando en el diseño de una nueva formación específica para los trabajadores sociales que sea "un instrumento que permita acompañarles en sus intervenciones".

"Queremos que esta formación esté apoyada por encuentros en los Territorios que sean un espacio de análisis de casos, itinerarios de actuación, que posibilite crear sinergias entre los profesionales", ha explicado.

El objetivo del programa internacional en el que participa Emakunde a petición de la ONU es llegar a un consenso que en un futuro pueda llegar a ser ratificado por la Asamblea General de la ONU, sobre los estándares mínimos necesarios para dar una respuesta coordinada y de calidad a las necesidades de las mujeres y niñas que sufren violencia.

En este programa se abarcan los ámbitos policial, judicial, de la salud, de los servicios sociales, así como de los sistemas y mecanismos de coordinación.
añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Comentarios - 0

Los comentarios están cerrados...

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres