martes, 4 de agosto de 2020 23:36 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Vitoria

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos

Cicloturistas anónimos unen el desierto de Tabernas (Almería) con Vitoria para fomentar el uso de la bicicleta

Los cicloviajeros Arturo Martínez, Ana Soroa, Cristina Blanes, Jorge Soroa, Mari Carmen García, Juan Manuel San Román y Miguel Soroa han recorrido durante 44 días la península uniendo el desierto de Tabernas (Almería) con Vitoria, en el año que se celebra el título de European Green Capital 2012, con el objetivo de dar relevancia a la bicicleta como medio de transporte sostenible.

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

13/8/2012 - 17:47

VITORIA, 13 (EUROPA PRESS)

Los cicloviajeros Arturo Martínez, Ana Soroa, Cristina Blanes, Jorge Soroa, Mari Carmen García, Juan Manuel San Román y Miguel Soroa han recorrido durante 44 días la península uniendo el desierto de Tabernas (Almería) con Vitoria, en el año que se celebra el título de European Green Capital 2012, con el objetivo de dar relevancia a la bicicleta como medio de transporte sostenible.

El proyecto 'Sube a la bici: del desierto a la Green Capital' nació para dar relevancia a la bicicleta como medio de transporte sostenible tras recorrer 2.000 kilómetros durante 44 días.

La teniente de alcalde de Vitoria, Idoia Garmendia, ha recibido a los precursores del proyecto que han llegado a la capital alavesa este lunes tras pedalear casi 2.000 kilómetros desde que salieron del desierto de Tabernas en Almería el 30 de junio.

Los objetivos del proyecto son promover el uso de la bici como medio de transporte sostenible, animar a las administraciones a trabajar en favor del uso de la bici y apoyar la capitalidad europea verde de Vitoria en 2012.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres