domingo, 8 de diciembre de 2019 08:55 www.gentedigital.es
Gente blogs

Gente Blogs

Blog de Marcos Blanco

Melómanos

Amy Winehouse, un año sin la voz del siglo XXI

Archivado en: Amy Winehouse, efeméride, fallecimiento, Back to Black, FIB 2007, Rock in Rio Madrid 2008, Marcos Blanco, Melómanos

Hace exactamente un año, la música perdía a uno de sus símbolos de identidad más contemporáneos: Amy Winehouse. Tan talentosa como autodestructiva, la voz de esta inconfundible cantante londinense suena durante este día en los corazones de medio mundo, un sentimiento constatado por su ‘trending topic' en Twitter para recordar esta dolorosa efeméride.

Amy Winehouse se convirtió en una figura mundial de primer orden tras la publicación de ‘Back to Black' (2006), uno de los mejores álbumes del siglo XXI, aunque ‘Frank' ya funcionó como un llamativo precedente. Temazos como ‘Rehab' o ‘Love is a losing game' ya forman parte de la memoria colectiva y no han dejado de sonar desde su fallecimiento.

‘Hidden Treasures', el trabajo discográfico que salió a la venta en diciembre del pasado año, fue el legado de esta leyenda que pasó dos veces por España. La primera vez enamoró a los ‘fibers' en Benicassim (2007) y la segunda, durante Rock in Rio Madrid 2008, estuvo precedida por un morbo asqueroso tras el lamentable estado en el que actúo pocas fechas antes en RIR Lisboa.

Tenía previsto llegar a España el 8 de julio de 2012 para actuar en el BBK Live, pero la muerte llamó antes a su puerta. Quizá fue al contrario y Amy quiso marcharse al mayor escenario del mundo, donde millones de personas le escuchan con tranquilidad cada día sin las persecuciones o exposiciones mediáticas a las que estaba sometida. Desde aquí, Nuestro recuerdo para Winehouse, que recuperó el interés masivo por la música negra con un sello propio inigualable.

Publicado el 23 de julio de 2012 a las 14:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Lenny Kravitz, un clásico que sigue en forma

Archivado en: Rock in Rio Madrid 2012, Macaco, Lenny Kravitz, Maná, Red Hot Chili Peppers, Melómanos, Marcos Blanco

El sábado comenzó la tercera y última edición de Rock in Rio Madrid, ese festival que cerrará sus puertas definitivamente por las pérdidas económicas. La propuesta inicial, ese centro de comercial para todas las edades con grandes estrellas musicales, parecía prometedora, pero se ha convertido en un evento muy descafeinado por la selección de artistas y su ubicación en el cartel de cada jornada. Atrás quedan los tiempos de Neil Young, Amy Winehouse o The Police, que maravillaron en aquel 2008.

Este Rock in Rio Madrid 2002 se estrenaba con una programación muy española, propia de las radiofórmulas adolescentes de nuestro país. El Pescao, Maldita Nerea y La Oreja de Van Gogh (Leire le da mil vueltas sobre un escenario a Amaia Montero) precedieron el ‘buenrollismo' de Macaco, tan motivador con lo que dice como repetitivo en el desarrollo de sus melodías. Eso sí, ‘Moving', ‘Con la mano levantá' o ‘Love is the only way' dejaron muy bien cuerpo al personal, que despidió el día con el barcelonés y recibió la noche con un entonadísimo Lenny Kravitz.

El cantante y guitarrista neoyorquino de 48 años ofreció un recital corto por la lucidez de una organización que priorizó a Maná (dos horas) como cabeza de cartel por delante de un músico más contrastado a nivel internacional. Así les va. Lenny apenas actuó durante una hora y cuarto, pero hizo gozar al público, sobre todo con los temas de siempre (American Woman, Rock and Rol is dead, Mr Cab Driver, Fly Away, Are you gonna go my way?, Let love rule), esos que recordaban al mejor Kravitz, el que desde finales de los 80 hasta que este nuevo siglo firmó cinco álbumes fantásticos. ‘Lenny' y ‘Baptism' fueron dos pinchazos notables antes de una importante recuperación con los dos trabajos discográficos más recientes. De hecho, ‘Black and White America' está muy bien, muy bien.

El increíble final con ‘Let love rule' (paseíllo incluido entre los fans para cantarle al amor) podría haber sido el cierre final de la jornada musical porque Maná fue una decepción mayúscula. Sus temas fueron tan plomizos que les convirtió en seres irreconocibles tras tantos ‘hits' agradables con aquel rock latino más artesanal de otras épocas. Ahora, están de capa caída, como un Rock in Rio Madrid 2012 al que sólo le salvará el probable conciertazo de los Red Hot Chili Peppers.

Publicado el 3 de julio de 2012 a las 01:45.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Marillion, nostálgica seducción

Archivado en: música, Marillion, Rock in Rio Madrid, Escenario Sunset

"¿Eso son los Marillion?", preguntaba un increíble a este servidor, que grababa con atención los movimientos de la banda sobre el Escenario Sunset durante la jornada del lunes 14 de junio en Rock in Rio Madrid 2010. Cuando asentí, se quedó perplejo. "¿El cantante no era rubio?", comentó este espectador.  Bromas aparte, los Marillion ofreció un nostálgico concierto que dejó muy buen sabor de boca. Lo comentábamos en la crónica del lunes y lo ratificamos con otros dos vídeos...

Publicado el 15 de junio de 2010 a las 19:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Rock in Rio, un decepcionante reencuentro dos años después

Archivado en: Rock in Rio Madrid 2010, Ciudad del Rock, Metallica, valoración, cartel, Bon Jovi, Rihanna, Shakira, Rage Against the Machine, por un mundo mejor

imagen

Finalizado el concierto de Metallica y conforme pasan las horas uno configura su propio juicio de valor sobre este nuevo Rock in Rio Madrid en su edición de 2010. Se trata de un festival distinto, debido a la presencia de actividades ociosas en su recinto y a las múltiples marcas que proponen sus ‘stands', sus acciones publicitarias, dentro de la Ciudad del Rock. Eso ya lo sabemos desde 2008. Sin embargo, el número de artistas de primer nivel y la adecuada selección estilística del cartel en los tres espacios musicales han dejado mucho que desear en comparación con la anterior celebración. Un presupuesto más ajustado en la contratación económica de los grupos o la simple preocupación por uno o dos nombres diarios que vendan entradas se vislumbran como posibles razones en este sentido.

Rock in Rio Madrid es un negocio, como cualquier otro. Nadie trabaja por amor al arte. La posibilidad de decirle a las marcas que tendrán a una media de 50.000 posibles clientes (250.000 este año por 290.000 del 2008) cada día dando vueltas por la Ciudad del Rock, visitando espacios publicitarios o realizando algún tipo de consumo se impone como un incentivo muy potente para el desarrollo económico del festival. Muchas empresas están dispuestas a pagar por ello y existe un tipo de público que disfruta con este tipo de eventos. Y con este tipo de actuaciones, de nombres. Correcto.

No obstante, el evento se ha convertido un terreno vedado para miles de melómanos, que consideran intolerable pagar 69 euros diarios (sin posibilidad de bonos para las cinco jornadas) por una entrada que impide ver, por el mismo precio, a dos o tres figuras notables en el mundo de la música. Sólo compensa la suma admiración por algún artista (Metallica, Rage, Bon Jovi, Shakira, ¿Rihanna?) Hagan sus asociaciones estilísticas utilizando los cinco días de este año y opinen sobre este tema si así lo desean. Me interesan sus valoraciones.

La Ciudad del Rock se ha presentado este mes de julio con un menor número de atractivos visuales, participativos y con esa horrible tendencia a vaciar monederos cuando toca desembolsar 9 euros por un litro de cerveza o 4, 5 por un bocata de queso y lomo en el que el pan se lleva todo el protagonismo. La música podría compensar este despilfarro incoherente, pero no ha sido así y hasta el lema de 'Por un mundo mejor' se cae por su propio peso contratando a un emblema antisistema como Rage Against the Machine. Una pena, señores. ¿Seguirán en esta línea cuando llegue el 2012?

 

Publicado el 15 de junio de 2010 a las 16:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Metallica, fina dureza en el adiós de Rock in Rio Madrid 2010

Archivado en: Metallica, Rock in Rio Madrid, Ciudad del Rock, Arganda del Rey, James Hetfield, Lars Ulrich, Kirk Hammett, Robert Trujillo, Motörhead, Sober, Hail, Barón Rojo, Marillion

imagen

La actuación de Metallica fue un potente epílogo para la segunda edición de Rock in Rio Madrid, que congregó a 250.000 durante cinco días. El último, el pasado lunes 14 de junio reunió a 48.000 personas. La banda compuesta por James Hetfield, Lars Ulrich, Kirk Hammett y Robert Trujillo destiló un extraordinario 'heavy metal', tocó clásicos, temas del último álbum 'Death Magnetic' y tuvo una simbosis excepcional con el público en la Ciudad del Rock. 

Con tres décadas de música cañera a sus espaldas, Metallica impacta con una puesta en escena atractiva, la virtuosidad de sus músicos y esa capacidad gestual idónea para el estilo sonoro en el que se mueven. Evidentemente, el negro, combinado con la fogosa pirotecnia, dominó el Escenario Mundo durante una jornada repleta de tatuajes, melenas, prendas de cuero y muchos cuernos. Motörhead, Sôber, Marillion, Hail y Barón Rojo daban más motivos para este paisaje.

"Madrid, depende de ti, queremos ruido", gritaba Hetfield antes de 'Creeping death', canción perteneciente a uno de los mejores álbumes del grupo: 'Ride of Lightning'. La banda le dedicó su 'Sad but true' a Motörhead y emocionó a los amantes de grandes éxitos de Metallica como 'Nothing else Matters' o 'Enter Sadman', hasta el punto de salir tres veces para tocar después de una hipotética y engañosa despedida. La simbiosis entre el cuarteto y Madrid se fundió en un recuerdo inolvidable.

Vídeos de la actuación

 

 

Publicado el 15 de junio de 2010 a las 15:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Casi 50.000 personas despiden Rock in Rio Madrid 2010 entre 'heavies' y 'metaleros'

Archivado en: música, Rock in Rio Madrid, Metallica, Motörhead, Marillion, Marcos Blanco

Rock in Rio Madrid cierra sus puertas en esta segunda edición con la quinta jornada de música y entretenimiento. Un total de 48.000 personas han asistido en este lunes 14 de junio con un cartel repleto de rock y 'heavy metal' para amantes de los decibelios.

Hail con Barón Rojo y Marillion ofrecieron una gran sesión en el Escenario Sunset, con especial protagonismo para la nostalgia. Estos últimos, formación británica creada a finales de los 70, deleitaron a los presentes con un auténtico conciertazo. Para muestra, un botón.

El mágico sonido del Escenario Mundo, destino en la Ciudad del Rock cuando caminas por ese largo pasillo acompañado por las fuentes, tuvo como primeros inquilinos a los madrileños Sôber. Allí estaba Paco, un valenciano que se pidió el lunes libre para ver a los Metallica. Simpático como pocos, preguntaba por el nombre de los Inlogic, grupo que actuó posteriormente con una energía a tener en cuenta. Después llegó el turno de Motörhead.

Hubo quien vio el directo de la banda liderada por Lemmy Kilmister desde lo más alto, saltando desde la tirolina, una de las atracciones de Rock in Rio Madrid. Los Motörhead hicieron enloquecer a miles de espectadores, muy atentos a la evolución de este grupo sobre el escenario. Así sonaba el directo de estos monstruos del metal.

La noche llegó con una preciosa puesta de sol sobre Arganda del Rey, y la Electrónica comenzaba a congregar al personal. El broche de oro lo puso Metallica, cabeza de cartel y culpables de que Rock in Rio finalice un día tan extraño como un lunes. Este martes, todos los detalles, vídeos y fotos del lunes 14 de junio en la Ciudad del Rock.

Publicado el 14 de junio de 2010 a las 22:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Rage Against the Machine, fascinante rebeldía en Rock in Rio

Archivado en: Marcos Blanco, Rock in Rio Madrid, Arganda del Rey, Rage Against the Machine, Zack de la Rocha, Tom Morello

imagen

Pasaban unos cuántos minutos sobre la hora prevista. Silbidos. No salían. Un griterío ensordecedor presagiaba su aparición. Con la mítica estrella roja de cinco puntos (la bandera del Ejército Zapatista de Liberación Nacional) como fondo en el Escenario Mundo, los Rage Against the Machine tomaron posiciones como si estuviesen dando un paseo por las calles de su barrio. Ante todo, naturalidad.

Ubicado entre el escenario y las primeras filas por unos instantes, uno alucina con el fervor popular que despiertan los artistas o cualquier persona que provoque miles de cámaras digitales y móviles preparadas para inmortalizar la cita hasta la eternidad. Quienes esperaban a RATM probablemente hayan regresado durante su espectáculo a los 90, cuando esta banda provocó un lío descomunal durante sus dos primeros discos, con aquella rebeldía individual y social que todos llevábamos encima, negándonos a aceptar las reglas impuestas por el sistema. Como todos los medios han indicado en sus crónicas, resulta paradójico, contradictorio o, al menos, sorprendente, que semejantes valores brillen en una gigantesca fiesta comercial llamada Rock in Rio Madrid. Un espectador decía en la televisión que la situación tiene sentido. Para crear himnos anti-sistema, hay que hacerlos dentro del propio sistema.

El caso de Rage Against the Machine forma parte de esa innumerable lista de grupos con un directo increíble, causado por músicos de indudable categoría, que viven del pasado, porque tienen poco presente. Maticemos. Fascina observar como ‘Killing in the name' suena igual de bien que hace 18 años, cuando se hizo popular, pero duele admirar a una formación cuya creatividad, compuesta por tres discos (el cuarto era de versiones), se atascó en la penúltima década, aunque sigan tocan por todo el mundo con el mensaje de que su existencia se puede ir al garete en cualquier momento.

Vestido con una camisa roja y ese pelo tan característico, Zach de la Rocha y los suyos, con Tom Morello espléndido a la guitarra, se entregaron al personal con una respuesta inmediata, fácil. El desarrollo del repertorio fue muy adecuado, con la inclusión paulatina de los ‘hits' y la configuración de una ceremonia basada en rock, funk, rap y metal. Las cuatro señas de identidad creadas por esta banda californiana que provocan movimientos corporales tan impulsivos como metódicos. El sonido, bestial. Si les ves de cerca constatan que, cuando salen a la arena, son lo que fueron, aunque éste sea más bien un consuelo personal, la satisfacción de que el concierto ha merecido la pena y formará parte de nuestras vidas.

 

Rage Against the Machine fue una de las actuaciones estelares de Rock in Rio Madrid en su jornada del viernes 11 de junio. El próximo lunes 15 finaliza el festival.

Publicado el 12 de junio de 2010 a las 17:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

O'Funk'illo, en buena compañía

Archivado en: Marcos Blanco, Rock in Rio Madrid, Arganda del Rey, Ciudad del Rock, Andreas Lutz, O'Funk'illo

imagen

O'Funk'illo ofreció un directo tremendo en Rock in Rio Madrid durante la jornada del viernes 11 de junio y cuando se bajó del escenario, Andreas Lutz, su vocalista, tuvos unos minutos para nosotros. Ha sido papá hace cuatro días. ¡Felicidades!

Publicado el 12 de junio de 2010 a las 00:00.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Dinero, cachondeo en el camerino

Archivado en: Marcos Blanco, Rock in Rio Madrid, Ciudad del Rock, Dinero

imagen

Después de su actuación en el Escenario Sunset de Rock in Rio Madrid, los Dinero recibieron a este melómano en su camerino con esa naturalidad y diversión que les caracteriza. Mantuvimos una de esas charlas que podríamos tener con tus amigos en el bar de siempre...

Publicado el 11 de junio de 2010 a las 23:45.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Desmelene sonoro en Rock in Rio Madrid, una atracción sin medida

Archivado en: Marcos Blanco, Rock in Rio Madrid, Arganda del Rey, Ciudad del Rey, Dinero, O'Funk'illo, Cypress Hill, Jane´s Adiction, Rage Against the Machine, Electrónica

imagen

Jaleo, mucho jaleo. Cuando uno acude a Rock in Rio Madrid tiene que llevar las pilas corporales y mentales bien cargadas para disfrutar de todo lo que ofrece la Ciudad del Rock. Un poco de cotilleo por los 'stands', alguna atracción y, sobre todo, mucha música. "Vamos a la salida de emergencia", gritaba riéndose un asistente con su grupo de amigos después de observar los paneles informativos del recinto. Hace falta. Un mapa, las ideas claras, mucho dinamismo en las piernas y los cinco sentidos bien encendidos oídos bien encendidos son recursos fundamentales para sacarle el máximo rendimiento a la entrada, que también cuesta lo suyo.

A las siete de la tarde, el servicio de autobuses funcionaba de forma ágil en los aledaños del Santiago Bernabéu, uno de puntos de transporte hasta Arganda del Rey. "¡Jefe, hace mucho calor aquí! Ponga el aire acondicionado", bromeaban desde los asientos. El aspecto desenfadado de quienes se sentaban a mi lado tenía mucho que ver con el cartel. Con cada estilo, su imagen. Como no, el personal hacía tiempo en la entrada de Rock in Rio Madrid tomándose unos refrigerios y lo que hiciera falta. Una vez dentro, los chicos de Dinero daban mucha caña en el Escenario Sunset. ¡Se salieron!

Al mismo tiempo, Draco exprimía el sonido del Escenario Mundo. Hay que medir bien los tiempos en la Ciudad del Rock porque si tienes prisa en ir de un lado a otro lo llevas claro. Luz y color no faltan en este inmenso espacio, donde sobresale una onírica noria. Rock in Rio ofrece algo diferente a lo que tenemos en España si pensamos en el concepto de festival porque la vertiente publicitaria con los 'stands' y sus acciones, ya sean karaokes, regalos o atractivos audiovisuales para el público, ha sido innovadora en nuestro país. Critiquen lo que quieran, pero si vienen miles de personas, que corren de acá para allá, con sus cervezas, pizzas, sentados en amenas conversaciones o haciendo cola para cualquier actividad eso implica la aparición de un 'algo' necesario. La moda y esa zona destinada a los niños le dan más atractivo a este parque de atracciones con banda sonora. ¡Ah! La música. En este blog, hablamos de música y este grupo de espectadores me llamó mucho la atención durante su magistral interpretación de 'Años 80' un tema de Los Piratas, en una divertida propuesta publicitaria. Perdonen la indiscrección, pero el vídeo hay que colgarlo...

O' Funk'illo y The Rumblers, interesante combinación, fueron el segundo plato del Sunset, para deleite de la gente, entregada ante el escenario. De hecho, se estiraron más de la cuenta en el espectáculo. Así da gusto. No como los Cypress Hill, adorados por quien escribe, que apenas estuvieron cuarenta y cinco minutos, si tenemos en cuenta el horario de comienzo, sobre el Escenario Mundo. "Han estado muy divertidos", comentan en las primeras filas, pendientes de pillar un buen sitio para ver a Rage Against the Machine.

La lluvia hizo acto de aparición durante un buen rato, anécdota desagrable cuando estás al aire libre, pero prontó remitió. "¡Vamos, vamos, que no llegamos!", le grita una amiga a otra. A saber a dónde se dirigen. Con la llegada de la noche, el cielo de Arganda presenta un aspecto mágico con la iluminación de Rock in Rio Madrid. La Electrónica se llena de personas con ganas de buenos sonidos y nos trasladamos al siglo XXII con un montaje llamativo. Los Jane´s Adicction lo dan todo en el Escenario Mundo y la sobredosis de rock sienta muy bien. Como decíamos ayer, rock, funk, rap y metal forman una grata combinación para el cuarto día del festival. Y todavía falta el gran momento del día: Rage Against the Machine. La rabia siempre triunfa sobre la máquina. No lo olviden. ¡Mañana contamos la vibrante experiencia de estar ante los RATM! Sean buenos. Y felices.

Publicado el 11 de junio de 2010 a las 23:00.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Marcos Blanco

Marcos Blanco

Vigués. Gallego. Periodista 'todoterreno'. Entusiasta de la vida. Melómano. Loco del deporte. Celtista. Enérgico. Radiofónico. Así es Marcos Blanco, periodista que actualmente colabora en el Grupo de Comunicación Gente  con este blog, que nació un 19 de noviembre de 2008 con un 'post' sobre Jamie Cullum.

 

Esta web ha funcionado durante todo este tiempo como una banda sonora diaria, repleta de canciones que nos hacen amar la vida. Recuerdos, descubrimientos, opiniones, novedades, entrevistas o crónicas de conciertos han formado parte de 'Melómanos' y seguimos en la brecha:

 

marcosblancohermida@gmail.com

 

Enlaces

EN TU MAIL

Recibe los blogs de Gente en tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Recibe este blog tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD