miércoles, 13 de noviembre de 2019 12:53 www.gentedigital.es
Gente blogs

Gente Blogs

Blog de Marcos Blanco

Melómanos

Gregg Breinberg, director de 'PS22 Chorus': "La enseñanza básica es mostrarles el poder de la música y cómo puede afectar a la gente"

Archivado en: música, P22 Chorus, Greg Breinberg, Staten Island, New York, Marcos Blanco

Más allá del entretenimiento que propone, la música supone una fuente infinita de conocimiento y de aprendizaje personal que los sistemas educativos, promovidos por los Gobiernos, descuidan por completo. La presencia de este tipo de materias en los colegios e institutos resultan ridículas en cuanto al tiempo de dedicación, medios utilizados y preocupación académica.

Afortunadamente, existen excepciones. Suponemos que habrá muchas, pero una de las más mediáticas y sobrecogedoras tiene lugar el colegio público número 22 de Graniteville en Staten Island, esa isla situada frente a Manhattan en Nueva York. Allí, Gregg Breinberg ('Mr B'  para sus alumnos), profesor de música, dirige un coro que sirve de ejemplo para comprobar la aplicación de la música sobre el desarrollo humano, sobre todo en los más pequeños.

Los vídeos de P22 Chorus, que así se llama la agrupación, han tenido más de 31 millones de visitas en Internet. Con todo el entusiasmo del mundo, Breinberg atiende a 'Melómanos' por teléfono. Así transcurrió la charla con el creador de P22 Chorus.

¿Cómo nació la posibilidad de crear un coro en el colegio?

Básicamente, empecé a dar clases de música en el colegio en el año 2000. Quería ser profesor de música, estudié para ello y cuando llegué le dije a la dirección que quería hacer un nuevo programa. Les comenté que una buena manera para hincapié en la música sería crear un coro. Ellos conocían mis posibilidades, lo que podía hacer y el centro me ofreció todo su apoyo en esta iniciativa. Obviamente, el coro alcanzó otro nivel y se hizo más popular cuando, hace cinco años (septiembre de 2006), decidimos crear un blog en Internet y nos pusimos a colgar algunas canciones que hacíamos.

¿Quiénes integran este 'P22 Chorus'? ¿Cuál es el proceso de selección?

Cada año enseño a niños de cuarto y quinto curso. Tienen entre nueve y diez años. Cuando empieza el curso, hacemos una audición en el colegio porque como añadido al curso ofrezco en el programa una actividad llamada 'música general' (general music), para intentar que aprecien la música, que aprendan sobre teoría musical y todo este tipo de cosas. Durante estas clases, ellos cantan y así puedo ver quienes tienen aptitudes, además de ver cómo puedo ayudarles a igualar los tonos y que canten de la forma más apropiada. Así, también compruebo cuánto interés tienen en esto. A veces, ellos saben más de lo que creen, pero no poseen el amor necesario para hacer música.

 

 

Habéis hecho decenas de versiones, pertenecientes a diferentes artistas y grupos. ¿De qué manera selecciona las canciones para los chicos?

La verdad es que ellos no conocen la mayoría de las canciones que hacemos. Intento que sean temas que vale la pena escuchar, música válida. Selecciono las piezas en términos de sonido y de aspectos que les sirvan de aprendizaje. La verdad es que prefiero la música alternativa, porque creo que hay más creatividad en este mundo. Cada canción tiene un significado completo y ahí está el punto de hacer una versión. Estás creando algo nuevo, quieres que disfruten y que quienes las escuchen o vean también lo hagan.

¿Cuáles son los aspectos fundamentales que aprenden durante su etapa en el coro?

Ante todo, hay que decir cuál es el propósito principal: buscas que la actividad les haya causado un impacto positivo al final del curso. Lo más importante para mí cuando escucho una canción es lo que siento y cómo lo siento. Siempre se lo digo a los chicos. No sólo estáis cantando una canción. Quizá estéis creando notas y ritmo, pero si no tienes el elemento emocional, falta algo. Trato de implicarlos para que alcancen una conexión emocional con el tema. Algunos niños son tímidos, no tienen mucha confianza en sí mismos, pero son capaces de conseguirlo y, además, después son más abiertos a todo tipo de experiencias: a diferentes sonidos, a otra gente, etc. Por fortuna, consigues que los alumnos sean capaces de abrir sus mentes durante bastante tiempo.

 

 

¿Existe una relación entre la música que escuchamos y nuestro comportamiento?

Sí, creo que cuando te expones a diferentes tipos de sonidos y emociones, crecemos como seres humanos. Es uno de los pensamientos que tratamos de enfatizar en este programa. La enseñanza básica de todo es mostrarles el poder de la música y cómo puede afectar a la gente. No puedes tener miedo de darlo todo en la música, de lo que pareces durante una canción, de alcanzar a la gente, de tocarles...

¿Crees que la música debería tener una mayor importancia en el sistema educativo?

Bueno, es muy complicado porque estamos viviendo una gran crisis y, especialmente, la situación es si cabe peor en Nueva York si nos referimos a la educación pública. Se ha reducido en un gran número la plantilla de profesores. En la actualidad hay muy pocos programas musicales o artísticos en este nivel o en los superiores, debido a falta de financiación. Entonces, creo que una de las mejores de cosas que supone mostrar este trabajo a la gente es mostrar cómo este programa es un buen rumbo para la vida de estos chicos. Les ayuda. Cuando aprenden música, están aprendiendo un montón de disciplinas. Les ayuda a concentrarse, a poner toda su atención en una tarea concreta. ¡Y hasta aprenden matemáticas porque el ritmo está hecho a base de matemáticas! Lo que sucede es que existe demasiada gente de negocios llevando las riendas del sistema educativo y se olvidan de que las artes son fundamentales para el desarrollo de estos chicos. No sólo desde el punto emocional, sino en el aspecto educativo.

¿Y qué sucede con los niños después del coro?

Los niños están en el coro un año. Es una pena, porque cuando salen de la escuela hay muy pocos colegios en el siguiente nivel que ofrezcan un programa musical. Es algo que me preocupa mucho. Es como un crimen para los niños una vez que se enganchan, que han probado la experiencia, porque lo necesitan. Nos apena esta situación.

 

 

¿Cómo reciben los niños el cariño de la gente que les sigue?

Creo que muchos no saben lo que está pasando. Son niños y están jugando. Tampoco nos interesa demasiado que sean conscientes de la repercusión que tiene lo que hacen porque, al fin y al cabo, se trata de un programa educativo. ¿Sabes? Es muy bonito ver cómo los niños de diferentes procedencias y orígenes, porque nuestro colegio en un centro multicural, se reúnen y disfrutan. Nos da esperanza para el futuro, para seguir creando este bonito trabajo artístico.

Claro. Al final, tenga o no repercusión mediática, el 'P22 Chorus' no es un espectáculo profesional, sino una actividad didáctica dentro de un colegio...

¡Exacto! No estamos haciendo nada profesional. No estamos haciendo dinero con esto. Sólo tratamos de que ellos sean felices y que recuerden lo que hicieron en su pasado, que lo puedan ver dentro de, por ejemplo, diez años.

Muchísimos artistas de renombre han colaborado con vosotros y han destacado este trabajo en los medios de comunicación. ¿Cuál ha sido la más especial que habéis tenido?

El momento más especial para mí fue cuando pudimos cantar para Tori Amos porque es mi artista favorita (risas). Fue una suerte poder conocerla de esta manera. Realmente, nuestro encuentro fue el hecho que supuso el primer gran reconocimiento a través de Internet del trabajo que hacen los chicos. Ha sido la artista más grande con la que hemos podido colaborar. Ella vio algunos de nuestros vídeos y su mánager contactó conmigo. Me dijo que le encantaría conocerles, cantar y actuar con ellos. Es un vídeo maravilloso. Después de que los chicos cantasen, ella rompió a llorar. Fue el día más maravilloso de mi vida, porque ella es mi heroína, mi inspiración musical y ver cómo se conmovió al escucharles fue muy emocionante. ¡Hemos conmovido a la persona que más me ha conmovido personalmente!

 

Publicado el 9 de abril de 2011 a las 14:45.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Corinne Bailey Rae, una dulzura natural desde tierras británicas

Archivado en: Facebook, Radio 3, Corinne Bailey Rae, The Sea, Spotify, I´ll do it again, Put your records on, Live in New York

'Vuelve la dulce voz de Corinne'. Leo este comentario en el facebook de Radio 3 y me vengo arriba. ¡Qué alegría! Después de aquel debut con un disco homónimo espectacular en 2006, Corinne Bailey Rae regresa a la actualidad musical con 'The Sea', su segundo disco de estudio. Este trabajo discográfico incluye 11 canciones, todavía no lo he estudiado a fondo, pero las primeras escuchas recuerdan a la Corinne de siempre. Escúchalo en Spotify. ¿Qué te parece? ¿Mejor o peor que el anterior? ¿Qué sensaciones te transmite su música? 'I´ll do it again' es el primer sencillo de 'The Sea', con su correspondiente videoclip, que puedes ver aquí arriba.

"Hay algo milagroso que nos empuja a seguir, que nos hace seguir adelante. El álbum trata este misterio", ha dicho Corinne sobre 'The Sea', un conjunto de temas que hablan sobre penas profundas, la esperanza, desesperación, pérdidas o inspiraciones. Ha coproducido el disco con viejos conocidos, se ha rodeado de nuevos músicos y ha grabado en un entorno casero dentro del territorio británico.

Personalmente, jamás me he aburrido con sus primeras canciones. Hablo de piezas como 'Put your records on', 'Like a star', 'Enchantment' o 'Call me when you get this'. Cada vez que suenan siempre encuentro algún matiz o surgen nuevas sensaciones provocadas por su voz, un instrumento inabarcable. Nunca he podido verla en directo. ¿Cuándo vienes por España, Corinne? Mientras esto no suceda, disfrutaré con gozadas como este 'Put your records on', que aparecía en el 'Live in New York' (2007), su único largo en directo.

Publicado el 5 de febrero de 2010 a las 09:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

'I love New York 2': Harlem

Archivado en: New York, Harlem, gospel, St John´s Pentecostal, Michael Jackson, Teatro Apollo, Amateur Night

Uno de los barrios más emblemáticos de la ciudad es Harlem. ¡Oh, Harlem! ¿Peligro? Ninguno. Auténtico, muy auténtico. Las postales visuales rememoran esas películas que hemos visto por la tele, sus habitantes te tratan con amabilidad y la música se convierte en un elemento tan básico como la respiración. Emociona encontrarse con grupos de señores mayores escuchando música negra mientras miran al cielo o dialogan en torno a una mesa. También llaman la atención esos improvisados puestos de venta de discos en la calle con 'recopilatorios piratas'. Justo detrás, la furgoneta, improvisado almacén para la ocasión

Los foráneos pasean los domingos por la mañana con sus guías bajo el brazo a la búsqueda y captura de iglesias donde poder gozar con una misa gospel. Aluciné con el fervor religioso que transmiten los revendos en el altar o cualquier persona que participa en estas ceremonias. Cuando llegan las actuaciones corales, surgen cánticos celestiales con banda incorporada. Ecos de Ray Charles o Aretha Franklin vinieron a mi mente en varios centros religiosos, donde el personal se movía sin rubor. Sin embargo, el éxtasis sensorial sucedió al entrar en 'St John´s Pentecostal' (cruce de la 132 con Malcom X boulevard). Podía sentir la fe en el interior de aquella iglesia, hasta el punto de que casi lloro. Contra todo pronóstico personal, la gente agradece tu presencia en sus lugares de culto.

Un poco más lejos, en la 125th St, vía conocida como Martín Luther King Jr boulevard, se encuentra otro punto muy concurrido del barrio: el Teatro Apollo. Aquí se reunieron los fans de Michael Jackson cuando éste falleció en un acto simbólico porque sobre su escenario el pequeño 'MJ' se dio a conocer juntos a los 'Jackson Five'. ¿Quién puede olvidarlo?

Cientos de dedicatorias en la pared contigua al teatro agrandan su leyenda y suenan las canciones de 'Jako' a todas horas. Más que hacer un 'tour' por el interior del recinto, lo verdaderamente recomendable es acudir a una de las 'Amateur Night', que se celebran los miércoles. Convives en las gradas con gente del barrio, mientras contemplas varios espectáculos de jóvenes con talento para la música y otras facetas artísticas. Harlem, siempre te llevaré en mi corazón. Algo de mí se ha quedado en aquel barrio. ¡Harlem forever!

 

 

Publicado el 4 de septiembre de 2009 a las 14:45.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

'I love New York'

Archivado en: New York, Kings of Leon, Roosevelt Dime, Creed

Quienes han estado allí pueden corroborarlo. De hecho, lo advierten. Te sientes pequeño allí dentro, entre tanto rascacielos. Necesitas alejarte de Manhattan, escalar el Empire o subir en helicóptero para contemplar mínimamente la urbe neoyorquina. Allí, todo funciona a lo grande, en dosis brutales. Incluso, si hablamos de música. En la tremenda radio del apartamento podías sintonizar emisoras de todo tipo, con una selección tremenda. En España no podemos decir lo mismo. Allí pegan mucho los Kings of Leon y su 'Use somebody' no paraba de sonar en mi cabeza. "I've been roaming around, always looking down at all I see..." Me fascina la voz de Caleb, así como la versión que interpreta Pixie Lott.

Al llegar a nuestra casa provisional por la noche y también cuando nos levantábamos, la FM funcionaba a tope en el 207 de Dyckman Street. Durante el día, sólo necesitabas caminar para llevarte divertidas sorpresas. Un buen sitio para probar suerte es Central Park, una bella inmensidad. Un tipo preparaba su guitarra para tocar y ensayaba con 'Lonely People' de America. Más adelante, tres hombres entretenían a un buen grupo con su 'acid country'. Se hacen llamar 'Rooselt Dime'. Tony, Ebem y Andrew son de Brooklyn. ¡Eran tremendos! Me gustó especialmente este tema...

Los americanos tiene dos virtudes que, bajo mi punto de vista, no aceptan ningún tipo de discusión. Son los reyes del marketing y del entretenimiento. Poseen un sentido del espectáculo descomunal. Un grupo de jovencitos 'breakdancers' puede prepararse una buena coreografía, un discurso simpático y salir a la calle listos para ganarse unos dólares. Porque si lo hacen bien, si eres bueno, la gente mete la mano en el bolsillo. Da igual que estés en Times Square o en un vagón del metro. Ponen un fondo musical y dan volteretas hasta que se te caiga la baba. Incluso, me impactaron unos señores mayores a capella en el interior de la línea 1. Precisamente, en las catacumbas del metro tuvo lugar el momento más emotivo del viaje. Por inesperado. Avanzaba la madrugada. Todavía nos quedaba un rato para llegar a nuestro refugio. Último trasbordo. Un pasillo enorme con azulejos blancos. Los ecos de una melodía familiar me ponen en alerta. "Well I just heard the news today, it seems my life is going to change. I closed my eyes, begin to pray, then tears of joy stream down my face..." 

El tío se desgañitaba al igual que Scot Stapp en esta canción (una de mis favoritas) de los Creed. 'With arms wide open'. Cuando el cantante de la banda americana supo que iba a ser papá, compuso un hinmo a la esperanza. Seguramente, habrá sido una jugarreta del destino. Quién sino iba a regalarme un detalle tan extraordinario. Cuando pasé a su lado, casí le doy un abrazo. Seguro que cuando se lo cuente a la gente nadie lo entenderá...

 

P.D: Mañana, siguiente capítulo de 'I love New York'. Un tributo a Harlem.

 

 

 

 

Publicado el 27 de agosto de 2009 a las 12:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

¡A cruzar el charco!

Archivado en: The Eagles, New York minute, New kid in town, Take it easy, Hotel California, Glen Frey, Don Henley

A finales de julio, andaré dando vueltas por Nueva York. Después, Miami. Una combinación exótica donde las haya. Asimilando tan magna aventura ando. Me vinieron a la cabeza algunas canciones con 'New York' en su título. Frank Sinatra, Ryan Adams y... ¡Los Eagles! ¡New York minute!

Leer texto completo »

Publicado el 26 de mayo de 2009 a las 17:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Right on... ¡The Right Ons!

Archivado en: The Right Ons, Look inside now!, Eli Paperboy Reed, Thank you, That´s new york, Why don´t you break my heart now?

¡Guauuuuuuuuuuuuuuuu! Lo sabía y sólo necesitaba verles sobre el escenario. Estos chicos se van a comer el mundo porque tienen un hambre infinito por mostrar esa idea de hacer música que llevan en su interior desde hace tres años. Álvaro, Rafa, Ramiro y Juan crearon un primer disco sensacional, '80-81', pero tanto las melodías como las letras han alcanzado un punto más de madurez en 'Looki inside, now!' y se encuentran ahora mismo en plena rampa de lanzamiento hacia cualquier parte. Confían al cien por cien en lo que hacen. Además, saben todo lo que se cuece en este mundillo...

Leer texto completo »

Publicado el 27 de abril de 2009 a las 14:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

El otro Nirvana

Archivado en: Nirvana, Kurt Cobain, Unplugged in New York, Pearl Jam, Soundgarden, Jim Morrison, Jimi Hendrix, Janis Joplin

Pillo el teléfono. Con eso de que los móviles memorizan los números, nuestra cabeza almacena pocas combinaciones certeras. Esta me la sé. Cierto hábito. "¡Ey! ¿Qué tal? ¿Todo bien? Pues nada,  trabajando mientras escucho rumiar a Kurt Cobain en el Unplugged in New York". Porque aquel desenchufado le vendría bien a Phelps si quiere volver a relajarse en una de esas fiestas universitarias o a quienes pretendan hacer sus primeras prácticas acústicas y busquen posibles imitaciones. A mí, no me va. Lo he intentado mil veces. Bueno, sólo acepto 'The Man who sold the world'. Luego, supe que era de Bowie. Todavía no tenía conciencia discográfica. Cobain era un tipo demasiado atormentado, además de suicida. Fue la típica persona que necesitaba una vitamina inexistente en este mundo o demasiado contaminante para su organismo. Cuando canta temas lentos me aburre y me agobia. Quizá ese era su cometido.' Jesus doesn´t want me for a sunbeam' o 'Where did you sleep last night' durante el citado 'unplugged' serían la banda sonora perfecta para aniquilarme en una habitación oscura llena de ratas. Sin embargo, evocaba a los espíritus como nadie lo ha hecho. La batería de Dave Grohl, una bofetada sonora memorable.

Personalmente, entiendo que lo que acabamos de escuchar es el 'grunge'. Distorsiones bien o malintencionadas, hachazos instrumentales y los crujidos de Cobain antes de que destrozasen el escenario o el lugar donde estuviese. Les he cogido más cariño a Pearl Jam o a Soundgarden, pero esta foto de Kurt en el Retiro (junto a Dave y Krist Novoselic) me cautivó hace unos meses paseando por Candem Town, el 'barrio mercadillo' londinense.

Mírenlo. Aspecto bondadoso. Bala perdida. Así que decidí pasearme por el  'Nevermind' o el 'In Utero' para encontrar ese rincón descorazonador..

En abril de 1994 se pegó un tiro con una escopeta en su propia casa. Tenía 27 años. Bueno, Jim Morrison (The Doors), Jimi Hendrix y Janis Joplin también se eliminaron más o menos a esa edad. Ya saben, la realidad se viste de leyenda y la muerte aumenta su influencia sobre el resto de los humanos. Era lo que faltaba. Una visita al cementerio para acaparar titulares excelentes. Nuestra querida Patti Smith suavizó 'Smell like tens spirit', epílogo de este pequeño trauma. En el primer entierro familiar al que asistí, alguien me dijo "no te acerques al féretro. Quédate con el mejor recuerdo que tengas". Entonces, seguiré contemplando la postal del Retiro.

Publicado el 17 de febrero de 2009 a las 21:45.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Marcos Blanco

Marcos Blanco

Vigués. Gallego. Periodista 'todoterreno'. Entusiasta de la vida. Melómano. Loco del deporte. Celtista. Enérgico. Radiofónico. Así es Marcos Blanco, periodista que actualmente colabora en el Grupo de Comunicación Gente  con este blog, que nació un 19 de noviembre de 2008 con un 'post' sobre Jamie Cullum.

 

Esta web ha funcionado durante todo este tiempo como una banda sonora diaria, repleta de canciones que nos hacen amar la vida. Recuerdos, descubrimientos, opiniones, novedades, entrevistas o crónicas de conciertos han formado parte de 'Melómanos' y seguimos en la brecha:

 

marcosblancohermida@gmail.com

 

Enlaces

EN TU MAIL

Recibe los blogs de Gente en tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Recibe este blog tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD