miércoles, 28 de octubre de 2020 07:25 www.gentedigital.es
Gente blogs

Gente Blogs

Blog de El eterno suplente

Tiempo muerto

Los mejores momentos en las últimas ediciones de la Copa

Archivado en: Copa basket, Regal Barcelona, Tau Vitoria, Real Madrid baloncesto, Unicaja Málaga

imagen

Temporada 2008-2009: Un rodillo llamado Tau Vitoria.
El equipo de Ivanovic llegó a la final demostrando que su papel de favorito no era descabellado. El Pamesa Valencia y el Regal Barcelona sucumbieron ante la profundidad y calidad de una plantilla que vivía su mejor momento de la temporada. Antes que el cansancio hiciera mella, los Rakocevic, Splitter, Teletovic o Prigioni marcaban el paso. Su rival en la final, el Unicaja, dio la cara en todo momento y forzó la prórroga gracias a una canasta in extremis de Gomis y una buena actuación de Haislip. En el tiempo extra, Teletovic y Mickeal marcaron las diferencias.

Temporada 2007-2008: La conexión Ricky-Rudy maravilla a todos.
Una de las mejores ediciones de la Copa que se recuerda. Ya en cuartos de final llegó la primera sorpresa con la eliminación del Barça a manos del Iurbentia Bilbao, equipo al que acompañaron en semifinales el Tau, el Joventut y el Real Madrid. Los blancos no pudieron con la inspiración en ataque de Jagla, Hernández-Sonseca y sobre todo Rudy Fernández. Por el otro lado del cuadro, el Tau Cerámica sufrió de lo lindo para eliminar al Bilbao, pero su condición de local lo colocaba favorito para la gran final. En el último partido de la competición apareció la figura de Rudy para, con 32 puntos, llevar a su equipo al triunfo.

Temporada 2006-2007: El Barça se impone al Madrid con un Trías espectacular.
Era la final esperada por todos, pero ambos equipos llegaron de una manera bien distinta. Mientras el Barcelona se paseó ante Unicaja y Joventut, el Real Madrid sufrió para eliminar al Gran Canaria y al Tau. Ya en la final, la trayectoria de los blancos en Liga les colocaba como favoritos, pero un inicio nefasto con sólo cinco puntos en el primer cuarto condenó a los hombres de Plaza que no pudieron con un magnífico Jordi Trías.

Temporada 2005-2006: El Tau deja al Pamesa con la miel en los labios.
Comenzó el torneo con emociones fuertes y Real Madrid y Barcelona, los dos grandes dominadores del torneo, se vieron las caras en los cuartos de final. Los blancos se acabaron imponiendo, pero no corrieron tanta suerte en semifinales donde un gran Tau no les dio opción. Por el otro lado del cuadro llegó a la final el Pamesa que eliminó al Girona y al Unicaja. En la gran final, la mayor aportación del banquillo baskonista marcó la diferencia en un partido en el que Dikoudis destacó por los valencianos, aunque no pudo con un Scola incomensurable.

Temporada 2004-2005: El Unicaja se cruza en el camino del Real Madrid.
Sergio Scariolo le ganó la partido al maestro Maljkovic. La Copa viajó hasta Málaga gracias al triunfo en la final ante los blancos, una victoria cimentada en la aportación de Brewer y Garbajosa en ataque y del acertado mando de Pepe Sánchez, que dejaron en nada los 28 puntos de Bullock. Con anterioridad, los malagueños dejaron en la cuneta al Etosa Alicante y al Pamesa Valencia.

Publicado el 17 de febrero de 2010 a las 20:30.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

Poca fortuna para el Real Madrid en el 'top-16' de la Euroliga

Archivado en: Euroliga, Top-16, baloncesto, Real Madrid baloncesto, Unicaja, Regal Barcelona, Tau Vitoria

imagen

Este lunes se ha llevado a cabo el sorteo de la segunda fase de la Euroliga. Aquí ya no hay sitio para las medianías, los dieciséis mejores equipos de Europa depararán hasta el próximo mes de marzo algunos de los mejores partidos que se pueden ver en el continente.

Barcelona y Real Madrid ya sabía que los tocarían en suerte Panathinaikos y Montepaschi Siena. El sorteo dirigido ha restado emoción pero mientras algunos como Barcelona y Unicaja tenían motivos para sonreír, los representantes del Real Madrid pusieron cara de circunstancias al conocer el resultado.

Además de verse las caras con los italianos que sólo cedieron en la primera fase dos partidos ante el Barça, a los blancos les han caído en suerte Maccabi de Tel Aviv y Efes Pilsen. Los israelíes han perdido a algunos de sus mejores jugadores de estos últimos años, pero siempre son un equipo muy competitivo y difícil de batir sobre todo cuando juega ante su público. Por su parte, el Efes Pilsen está lleno de viejos conocidos de la afición española. Tunceri, Rakocevic, Charles Smith o los ex barcelonistas Mario Kasun y Daniel Santiago harán que los partidos ante los otomanos estén cargados de recuerdos y de morbo.

El Barcelona parte como claro favorito a terminar primero. Su principal rival en este top-16 será el Panathinaikos, actual campeón de Europa pero que se ha mostrado como una suma de individualidades. Batiste, Jasikevicius o Diamantidis son siempre jugadores a tener en cuenta. Partizan y Maroussi aparecen como convidados de piedra en un grupo con claro sabor español y heleno.

Unicaja tampoco se puede quejar de este sorteo. Los malagueños se verán las caras con el CSKA Moscú que parece estar un peldaño por debajo respecto a años anteriores; el Zalgiris Kaunas que comanda un viejo conocido del Martín Carpena, Marcus Brown; y Asecco Prokom, uno de los equipos con menos potencial de esta fase. Por su parte, el Caja Laboral estará en el grupo H con Olympiakos, Cibona y el Khimki de Cabezas, Scariolo y Raúl López.

Por si esto les sabe a poco a los aficionados al baloncesto, en cuartos de final podría haber doble enfrentamiento español: Barcelona-Real Madrid y Unicaja- Caja Laboral. Si esta situación se produjera, el baloncesto español tendría dos representantes en la Final Four de París que se jugará del 7 al 9 de mayo.

Publicado el 18 de enero de 2010 a las 14:15.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear  votar

El eterno suplente

El eterno suplente

El míster te mira. ¿Vas a salir?, dice. Desde el banquillo, uno también juega su particular partido. Hablas, organizas, gritas, sufres, encestas, tiras a portería, sueltas un revés o cambias de marcha al llegar a la curva más peligrosa del circuito. No eres el protagonista ante las cámaras, pero te sientes vivo porque eres un loco del deporte. El deporte mueve masas y es un gran espejo para el ser humano que busca emociones fuertes y no entiende de límites.

EN TU MAIL

Recibe los blogs de Gente en tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Recibe este blog tu email

Introduce tu correo electrónico:

FeedBurner

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD