viernes, 25 de septiembre de 2020 21:46 www.gentedigital.es facebook twitter

Gente en Castilla y León

Logotipo diario gente
Kiosko. Portadas de periódicos
Entrevista a Juan Vicente Herrea

“Aprovechamos los años de bonanza para modernizar la estructura productiva”

El candidato popular aboga por equiparar las exigencias de producción y calidad a los productos agrícolas foráneos.

Archivado en: Entrevistas, Juan Vicente Herrera

aumentar texto reducir texto imprimir enviar noticia comentar

gentedigital.es
20/5/2011 - 00:09

Los seis directores de Gente en Castilla y León llegamos a la entrevista en la sede regional del Partido Popular un poco antes de la hora acordada. Aunque el candidato a la reelección como presidente de la Junta de Castilla y León tiene que desplazarse desde la sede de la presidencia en el Colegio de la Asunción, llega puntual. Nos recibe en su despacho con corbata azul, su color preferido, afable y cariñoso como acostumbra. Juan Vicente Herrera es un hombre cercano.


La mayor parte de los jóvenes votantes se declara de izquierdas pero están de acuerdo con las políticas de Herrera. ¿Cómo se explica esto?
Pues no lo entiendo. Sacando conclusiones de las múltiples encuestas que se están publicando estos días, lo que esos nuevos votantes expresaban era la lógica del sentido común. Esto pone de manifiesto que las políticas con sentido común, que estamos impulsando desde la Junta y desde el PP de Castilla y León, en concreto las políticas sociales, las de creación de empleo -con una base tan rica como es el proceso de diálogo social, es  decir, sobre la base del consenso-, conectan con la mayoría social de la Comunidad  Autónoma, lo cual da mucha tranquilidad a quien tiene la obligación de gobernar.

El PSOE le acusa de no tomar medidas para frenar la fuga de jóvenes de nuestra Comunidad. ¿Cómo lo ve usted?
Esa es una constante que han venido utilizando durante los últimos años, incluso cuando esta Comunidad había venido creciendo en población. Esta legislatura vamos a finalizarla con 27.000 habitantes más de los que había en el año 2007. Esto no significa que desconozcamos que uno de los grandes retos de Castilla y León es el demográfico. Lo importante es que las políticas sean eficaces, que el ejercicio real de esas políticas desmienta el espantajo del miedo que de nuevo está utilizando el Partido Socialista, hoy deslegitimado porque se ha visto obligado a realizar los mayores recortes sociales de la historia de España.

¿Por qué aquí los datos del paro son menos malos que en el resto de España?
En muchas ocasiones, el presidente Zapatero dijo que la evolución del empleo iba a ser el principal barómetro de las políticas anticrisis de su gobierno. Hoy vemos que lo único que se le ocurre decir es que la culpa ha sido de Aznar. La diferencia es que el gobierno de Aznar fue capaz de crear cinco millones de puestos de trabajo y el de Zapatero tiene cinco millones de parados. Cuando la escandalosa cifra de tasa de paro de España del 21,3 la llevamos a las Comunidades Autónomas, vemos cómo aquí nadie puede hablar de una situación positiva. Nosotros tenemos un 17,3. Ese diferencial de 4 puntos quiere decir que algo habremos hecho bien. Hemos tenido respuestas tempranas y Castilla y  León aprovechó los años de bonanza económica para modernizar su estructura productiva y equipararla a la media nacional. De ahí deriva que no estemos en las condiciones más desfavorables. Aquí las lecciones de socialismo real tienen que ser las jutas porque, salvo el caso del País Vasco, ninguna de las comunidades socialistas pueden dar lecciones de cuáles son las medidas buenas para combatir el paro.

¿Cómo ve nuestro sector empresarial? ¿Cómo responderá cuando se  acaben dentro de unos años las ayudas de Europa?
Con esa realidad de los fondos europeos venimos ya conviviendo los últimos 7 años. A lo largo de esta legislatura se han producido avances muy importantes, también desde el punto de la cultura administrativa en el tránsito de lo que fue el recurso de las ayudas a fondo perdido hacia lo que son instrumentos de apoyo financiero de naturaleza retornable. Lo que está claro es que el empleo lo crean los emprendedores, los autónomos, la pequeña y mediana empresa, las empresas familiares, las empresas de economía social. Castilla y León necesita más empresas y necesita que las empresas actuales sean más fuertes, más competitivas y más innovadoras. Para ello hay propuestas muy concretas, como el proyecto de ley de estímulo a la creación de empresas, que desarrollan un sistema integral de apoyo al emprendedor, un nuevo plan de autónomos o, por supuesto, aquellas que refuerzan todos nuestros compromisos y políticas relacionadas con la innovación, la internacionalización, la agrupación de empresas innovadoras en cluster, etc. En definitiva, hay un buen número de iniciativas en nuestro programa dirigidas a las empresas.

¿Cuál va a ser el modelo territorial del Partido Popular para Castilla y León?
Nosotros planteamos en nuestro programa un capítulo muy importante de políticas vinculadas al territorio y entre ellas las que se refieren a la ordenación y a la gobernanza. Es un buen momento, un momento necesario, porque las haciendas locales y la autonómica requieren de un esfuerzo de austeridad y de perfecta coordinación que evite la creación de otros niveles administrativos intermedios y, por tanto, un mayor gasto público, con el fin de dar un paso en la ordenación del territorio, pensando en la coexistencia de distintos niveles de administración en donde cada uno tenga sus obligaciones y sus competencias legales. Estamos hablando de un gran pacto institucional, social y político para la ordenación y gobierno del territorio de la Comunidad que intente garantizar a cada ayuntamiento la prestación de los servicios, que le son propios, que marque el exacto papel que deben tener las diputaciones provinciales y que planté una visión de lo que la Comunidad, en pasos de madurez, ha hecho con el despliegue territorial de todos sus servicios. Cuando han transcurrido ya ocho años desde la última gran competencia asumida, es el momento de superponer los planos de lo que hemos hecho en materia educativa, sanitaria, de servicios sociales, del suelo industrial, del mapa de las infraestructuras, etc. para ver qué modelo, qué tejido, qué red se ha ido articulando en la Comunidad de Castilla y León. Es un ejercicio muy interesante que no se ha hecho nunca.

Hace cuatro años le preocupaba enormemente la situación de los agricultores y ganaderos de Castilla y León. Estos años de crisis quizá hayan sido los de menos conflictividad en Castilla y León, en los que menos manifestaciones importantes ha habido…
Eso es engañoso porque las manifestaciones más numerosas y significativas han sido las de los colectivos agrarios y han sido contra todos. No podemos tirar balones fuera. Es verdad que las políticas agrarias y ganaderas siempre están sujetas a incertidumbres. En esta legislatura comenzó la crisis de los topillos. Esta Comunidad tiene que seguir comprometida con la agricultura y con la ganadería en clave de modernización, en clave de competitividad, de mecanización, de innovación, de inversión. Las políticas agroganaderas están muy condicionadas desde Europa. Ahora estamos pendientes de la reforma de la PAC, en donde estamos manteniendo una línea coherente y consensuada con las propias OPAS y en donde el Gobierno de la Nación ni siente ni padece. No hay más que ver que éste es el primer Gobierno que elimina el Ministerio de Agricultura y Ganadería, al frente del cual ponen, en un primer momento, a una responsable que sabía algo de pesca y del mar, porque se había encargado de la gestión de un puerto, y en este momento hay una persona que lo único que tiene es un diálogo con las organizaciones ecologistas pero que no tiene ni idea de lo que es la agricultura y la ganadería.
Ha habido movilizaciones porque hay gravísimos problemas. En este momento existe una descompensación y desequilibrio en el subsector agrario como consecuencia del incremento de los precios de la materia prima.  Yo vuelvo a reiterar el compromiso porque lo que no puede ser es que Europa esté dando unas extraordinarias facilidades para que llegue a nuestros mercados el producto de terceros países, en los que no se establecen requisitos ni controles de exigencia de calidad, y aquí estemos crujiendo a los agricultores y a los ganaderos. Europa necesita garantizar su no dependencia de alimentos de fuera de la Comunidad y eso requiere que no olvidemos el sector agrícola y ganadero.
Nosotros estamos defendiendo medidas que fomenten y apoyen el reemplazo generacional en el campo para que se incorporen jóvenes y para que la PAC considere una 'componente joven'. Los jóvenes son el futuro y el futuro debe ser igual al sector agrario y a la ganadería.

El sector agrario y ganadero ha estado siempre muy vinculado a las Cajas Rurales y a las Cajas de Ahorros. Con la fusión de las Cajas de Castilla y León y su desvinculación con el territorio, ¿Castilla y León pierde o gana?
Castilla y León no gana. Es verdad que no hemos acertado, pero tampoco debemos pegarnos zurriagazos. Es verdad que aquí, con un amplísimo consenso que siempre he agradecido y sigo agradeciendo al Partido Socialista y a sus responsables, planteamos hace dos años y medio el debate y lo veíamos venir. Las entidades reclamaron su ámbito de autonomía de decisión y nosotros lo entendimos, entre otras  cosas porque había que desmentir el espantajo ese de que queríamos las Cajas para meter mano en ellas. Las dos grandes Cajas hicieron sus deberes en un acto de inteligencia y generosidad, casando dos culturas completamente diferentes y complejas, fusionándose hacia dentro y con eso, en este momento, tienen mando y capacidad. ¿Tienen que participar en alianzas interregionales? Por supuesto y, probablemente, en un futuro no muy lejano sean internacionales, pero se han presentado a ese proceso con poder, con activos, con fuerza. No es lo mismo lo que han hecho algunas pequeñas Cajas de la Comunidad, que se han diluido como un azucarillo en el océano y que han perdido todo, que representar un 40% de un nuevo proyecto.
¿Qué hay que hacer? Lo que no hay que hacer es refugiarse en la melancolía de lo que pueda haber sido y no fue. Hay que recomponer la situación. Lo que el Gobierno de la Comunidad está haciendo es pedir a los presidentes de esas nuevas entidades que entierren sus raíces en Castilla y León y considerar a esos nuevos bancos como parte del sistema financiero de Castilla y León. Lo que me interesa es que el sistema financiero preste su servicio a los ciudadanos, a las familias y a las empresas de Castilla y  León. No podemos tolerar que nuestros empresarios nos reclamen que se han quedado huérfanos de la tutela de las cajas.
Una de las consecuencias es que este proceso es el más antiautonómico y el más antidescentralido que ningún gobierno ha impulsado en democracia y quien lo está haciendo es un gobierno socialista. Al final la resultante es que todas las decisiones se van a tomar desde Madrid. Es un proceso financiado por mi amiga Esperanza Aguirre. Lo digo en clave irónica, que no se me enfade mi amiga la lideresa madrileña.

La relación institucional de Castilla y León con las Comunidades Autónomas vecinas es bastante buena salvo con el País Vasco. ¿Qué se puede hacer?
Dos no hablan si uno no quiere. Yo lamento que el lehendakari López hasta ahora no haya querido hablar ni manifestar todas las quejas y reivindicaciones que pueden dirigir al gobierno central. Hay muchas cosas en las que tenemos la obligación de ponernos de acuerdo entre las Comunidades Autónomas y eso lo hemos hecho con todos menos con el País Vasco. Yo espero que esto cambie a partir del próximo día 23.

¿Cuándo veremos con hechos concretos para qué sirve la Macrorregión con Galicia y Portugal?
Es un proyecto apasionante que particularmente me gusta mucho. Los tiempos y lenguajes políticos institucionales son diferentes. Hemos iniciado una primera parte de constitución en la que hacer llegar a la sociedad civil y a los agentes económicos que hay una gran capacidad de articular elementos concretos de colaboración. Esta legislatura debe ser la del impulso importante a un proyecto en el que yo tengo puestas muchas esperanzas y que se corresponde con la visión de los grandes ejes de interés de la Comunidad. Estamos hablando de una población potencial de 20 millones de habitantes. Yo veo tres ejes de influencia de los que nos debemos favorecer: uno es el eje con el País Vasco y Navarra, que nos conecta con Francia y el resto de Europa; otro es el eje con la Macrorregión; y el tercero es el que nos vincula con el eje de dinamismo y crecimiento que es Madrid. Todos los demás también, por supuesto, pero estos tres son los que más influyen en la vertebración de nuestro territorio.

Hablando de vertebración y de territorio, ¿Existe alguna fórmula para mantener y hacer rentable la existencia de tantos aeropuertos en Castilla y León?
La pregunta que hay que hacese es: ¿cómo lo vamos a aprovechar para generar nuevas posibilidades económicas? Ahí hay unas infraestructuras a las que la sociedad civil y empresarial debe dar respuestas. No podemos estar generando el crecimiento de nuestros equipamientos e infraestructuras para luego vincular su mantenimiento a los presupuestos públicos.
Lo que yo descarto es el debate triste y pobre de si hay que cerrar alguno ahora que tenemos cuatro. Eso es impensable. Los aeropuertos son activos. Aún nos estamos lamentando de algunas infraestructuras que se cerraron en su día, como la vía ferroviaria de La Plata o la de Ariza. No podemos lamentarnos de que se hayan conseguido cuatro aeropuertos. Ésta es una oportunidad que no podemos  desaprovechar. Tienen que surgir iniciativas privadas. Seguramente las administraciones tendremos que ayudar, pero son equipamientos para atraer cultura y actividad económica. Yo me echo las manos a la cabeza cuando veo en algunas ciudades que los sectores que más se van a beneficiar de esas infraestructuras se apartan de fórmulas de gestión público-privadas. Las infraestructuras son condición necesaria pero no suficiente.

¿Tiene ya pensado su nuevo equipo de gobierno?
No

Pero sí tendrá pensado si reduce o no el número de Consejerías.
Eso es una obligación, porque estoy sujeto y asumo un programa marco nacional del Partido Popular que contiene el compromiso de reducir a un máximo de 10 el número de Consejerías. En este momento hay doce, así que puede darlo por descontado.
Una de las cosas que más me han llamado la atención en este proceso preelectoral y electoral es que la pretendida alternativa en Castilla y León no ha presentado su programa. El programa es la clave, sobre todo para quien viene de la oposición. Para quien ha gobernado, los avales para solicitar de nuevo la confianza de los ciudadanos son el balance de cuatro años y el trabajo. También  tiene trabajo la oposición, es vedad, pero para ellos es fundamental un programa. Hay que ilusionarse y comprometerse y para eso hay que tener unas ideas claras, una visión futuro. Casualmente, la única idea que ha puesto de manifiesto el PSOE ha sido su estructura de gobierno. Han hablado de consejerías y de su número. En Castilla y León sabemos muy bien qué es ‘poner los bueyes antes que el carro’ y por tanto ¿qué hay que hacer? Proponer un programa electoral con objetivos y prioridades y si los ciudadanos quieren el día 22 convertir ese programa electoral en programa de gobierno, es en ese momento en el que hay que fijar una estructura de gobierno y no antes. Entonces yo diseñaré un gobierno que conllevará un reducción importante de altos cargos y pensaré en las personas más adecuadas para asumir esas tareas de gobierno.

Si Castilla y León es ejemplo para el resto de comunidades autónomas en cuanto a la gestión y manera de hacer las cosas, ¿por qué necesita cambiar su estructura si nos ha ido bien con la que tenemos?
Desde el punto de vista material y económico, es poco significativo el ahorro al eliminar dos consejerías, pero siempre es un acto ejemplarizante. En momentos de crisis, el propio ejemplo de las familias y de las empresas debe marcar también el ejemplo de lo que tenemos que hacer las administraciones, que es apretarnos un poquito más el cinturón. Ya se ha hecho con cosas sólidas: no olvidemos que el ahorro del año pasado nos ha permitido poner en marcha este año un plan extraordinario de apoyo al empleo local a través de los ayuntamientos y diputaciones.

ÁVILA

¿Prevé desarrollar alguna medida específica, más allá de un plan especial de empleo, para paliar la situación de desempleo que vive la provincia de Ávila?
Tenemos que culminar todos los procesos de desarrollo de infraestructuras, fundamentalmente logísticas, que permitan asentar y hacer crecer la industria abulense. Ávila, aunque pequeña, siempre ha tenido una buena base industrial. Me preocupa mucho el sector industrial. Creo que hay enormes oportunidades desde el punto de vista de una ganadería competitiva como de un medio forestal fabuloso, donde habrá que seguir apostando tanto por el desarrollo, creo que todo Gredos es un buen ejemplo del turismo y actividad vinculadas a la garantía y protección del futuro del medio ambiente, con actividades económicas derivadas de esa producción y riqueza forestal. Uno de los proyectos y programas que yo pienso esbozar a lo largo de la próxima legislatura es la puesta en marcha en Castilla y León, y esto sé que es un ejercicio limitado teniendo en cuenta las competencias nacionales y europeas, de un plan energético donde potenciemos no solamente las renovables, sigamos manteniendo nuestro apoyo a las más tradicionales como el carbón, o nuestra posición de defensa actual de la seguridad de la central de Garoña, sino un plan de bioenergías, con fundamentalmente la biomasa forestal, con objetivos bien concretos de consumo y de traducción a producción energética a través de un millón de toneladas de residuos forestales, que sea para nosotros la política más activa en la defensa de nuestros bosques. De esto se entiende mucho en Ávila también.

¿Entiendo que Ávila tendrá un papel especial?
Sí, claro. De hecho yo creo que algunas de las iniciativas más importantes y significativas dentro de ese plan de bioenergías va a tener como sede la provincia de Ávila.

¿Atenderá, si gana las elecciones ,la demanda de creación de nuevos colegios en Ávila en los barrios de nueva expansión?
Habría que ver la planificación existente en este momento. A lo largo de esta legislatura se han hecho avances significativos, recuerdo la Escuela Oficial de Idiomas, algún colegio público nuevo, el aulario de la Universidad, aunque pertenece al final de la anterior legislatura, que ponen de manifiesto que seguimos desarrollando la construcción de nuevos proyectos, en el caso concreto de la ciudad de Ávila, en las zonas residenciales donde las estamos dotando de los equipamientos sanitarios y educativos que requiere esa ampliación de la ciudad.

BURGOS

¿Cuándo se pondrá en servicio el nuevo hospital universitario? ¿Qué les dice a quienes dudan de que vaya a ser un equipamiento público?
El del nuevo hospital es un proyecto que tiene que significar la revolución de la sanidad pública de Burgos. Yo entiendo, comprendo y coexisto con la crítica al modelo elegido en su momento, pero nos ha permitido construirlo en la mitad de tiempo que si hubieramos optado por la fórmula tradicional presupuestaria.  La fórmula de colaboración público-privada elegida no desnaturaliza el carácter público del hospital. En cuanto a los plazos, en estos momentos se está produciendo la llegada de todo el equipamiento y yo confío en que en el último trimestre de este año pueda entrar en funcionamiento.

¿Qué papel desempeñará Atapuerca en la acción de Gobierno durante la próxima legislatura?
Un papel fundamental. Yo creo que es uno de los ejemplos de excelencia, porque está vinculado a la investigación científica, a la capacidad de divulgación de unos equipos que tienen que seguir siendo protagonistas. Atapuerca es una oportunidad para Burgos y para Castilla y León, pero un ejemplo donde las administraciones, además en tiempo, cumplen sus obligaciones, sus compromisos.  Ahora bien, tendrá que haber una reflexión del conjunto de la sociedad burgalesa para el desarrollo de todo lo que representa Atapuerca. La ciudad de Burgos tiene que aprovechar esta oportunidad. Atapuerca tiene que ser un revulsivo para una ciudad que ha elegido como rótulo el de la R-evolución.

En el ámbito empresarial hay dos asignaturas pendientes como el parque tecnológico y el Centro de Actividades Económicas, proyectos que han sufrido más de un revés judicial. ¿Verán la luz a lo largo de la próxima legislatura?
El parque tecnológico se está ejecutando, nunca se ha producido su paralización, aunque lleva retraso. Hay que terminarlo, porque éste es un buen momento para dotarnos de suelo industrial.

¿Un cambio en 2012 en el Gobierno de la Nación mantendría la actividad de la central nuclear de Garoña más allá de 2013?
Apliquemos en esto el sentido común. El capricho de un gobernante por muy importante que sea éste, y hablamos del presidente del Gobierno, no puede cerrarla. Si el Consejo de Seguridad Nuclear dice que esa central es segura, viable para funcionar diez años más, defenderemos su continuidad. Si los nuevos controles dicen que hay que cerrarla, pues habrá que cerrarla; todo menos el capricho.

LEÓN

Ana Pastor, ex ministra de Sanidad y del PP, ha estado por León estos días y se ha comprometido a hablar con usted para apoyar la Facultad de Medicina en León cuando la Junta siempre ha estado en contra.
Sería conveniente que Ana Pastor hablara con los rectores de las universidades. Estamos hablando de que afortunadamente en Castilla y León, en los últimos años, estamos construyendo un sistema universitario muy conectado, muy coordinado donde además el sentido común de los rectores está impidiendo, por ejemplo que en un candidato a la Alcaldía de Salamanca plantee como un gran proyecto, un gran objetivo para Salamanca, tener una Facultad de Veterinaria, lo cual sería desde mi punto de vista un disparate. Teniendo como tenemos una Facultad extraordinaria en la actualidad y en proyección como es la de León. Estoy convencido de que la Universidad de León va a seguir centrándose y profundizando en unas líneas de especialización que tiene muy claras, y que hemos desarrollado estos años. La ULE es una universidad absolutamente ejemplar en su conexión con el sistema productivo, porque gracias a unos proyectos tecnológicos que se están localizando en León estamos dando, no solamente profundidad a esa educación, sino también continuidad en el trabajo a los jóvenes licenciados. Por otro lado, no podemos olvidar, y esto siempre hay que reiterarlo, que hoy la educación en todo lo relacionado con las Ciencias de la Salud determina la integración de esfuerzos y de la misma manera que nuestra Ciencia de la Salud no se entendería sin la Facultad de Veterinaria de León, tampoco se pueden entender sin exprimir al máximo las posibilidades, toda la ciencia depositada, todos los esfuerzos de las dos Facultades de Medicina existentes en la comunidad autónoma. Es más, en el caso concreto de Medicina hoy, gran parte de los estudios de grado son estudios concretos, prácticos y por eso hemos transformado en universitarios los Hospitales de León y de Burgos. Por tanto van a formar parte de ese sistema. Esa coordinación no la podemos romper los políticos, debemos ser muy coherentes, muy consistentes, ni existen seguramente recursos ni tendría ningún sentido, de la misma manera que, nos preguntaban aquí por la multiplicación de los aeropuertos de la comunidad autónoma, de multiplicar por cuatro todas las facultades de comunidad. Dicho esto, yo entiendo los debates locales, pero también tengo la responsabilidad. Para mi sería muy alegre en este momento decir lo contrario, para mi sería fenomenal, me lo iba a pasar pipa en los actos públicos, yendo por todas la provincias y prometiendo por ejemplo un aeropuerto en cada una de las capitales de provincia, sería una locura, perdería ese sentido común que se supone que debemos mantener también en estas circunstancias.

Los partidos leonesistas y el PSOE acusan ala Junta de centralismo. Un candidato de la UPL, Aleandro Valderss, dice que la Junta S.A. es la mayor empresa de Valladolid…
La Junta es la mayor empresa de León y los trabajadores que dependen de la junta, los trabajadores que la Junta tiene al frente de los servicios, los trabajadores que son los protagonistas de la calidad de los servicios públicos en León, son lo más importante que tenemos. ¿Qué es eso de Junta S.A.? Si repasamos un poquito el conjunto de actuaciones también en esta misma legislatura, en la educación de León, en la sanidad de León, en León capital, de la provincia y el Bierzo, de los servicios sociales, en infraestructuras. No en balde, siguen teniendo al frente de una de las consejerías más inversoras a un leonés de pro. Entonces, no lo olviden, empresas de servicios al fin, pero la Junta de Castilla y León, la administración autonómica, es la principal empresa de todas y cada una de nuestras provincias; no lo olvidemos, ahí están los maestros, estás los sanitarios, los agentes forestales, por lo tanto con eso, bromas las justas… El otro me hacían una pregunta un medio muy querido también de la capital leonesa: ¿Y cómo valora entonces que haya una mala valoración de la Junta? Vamos a ver. Cuando los ciudadanos en el informe PISA, o el barómetro sanitario, o en la encuesta de salud o en el informe de dependencia, valoran los servicios que dependen de a Junta de Castilla y León la valoración es positiva en todas las provincias, no hay una que se caiga. Otra cosa es que haya un percepción, y a mi me parece bien, y también hay grupos políticos que se dedican exclusivamente a eso, de que hay una Junta lejana o de que hay un centralismo. Me pasa a mí en mi ciudad.

Usted inauguró en 2007 el Parque Tecnológico de León y anunció que en 2010 habría 80 empresas y un millar de trabajadores. Sólo estamos en la mitad del objetivo.

Estamos por la mitad, bueno un poquito más, son 600 trabajadores. EL objetivo es seguir consolidándolo, seguir incluso corrigiendo alguna de las carencias que pueda tener en accesos, en señalización, etc. Pero yo creo que podemos sentirnos contentos. El desarrollo de un parque tecnológico es lento. En Burgos tenemos una asignatura pendiente, y ahí hay un objetivo retraso de la administración regional. Es un proceso algo lento y más todavía en momentos de dificultad económica. Pero en estos dos últimos años coincidiendo con el incremento exponencial del paro registrado, hayamos llenado con más de 400 titulados universitario, muchos de ellos procedentes de las facultades de leonesas y muchos de ellos leoneses esas oficinas con algunos proyectos empresariales, el mas significativo el de HP, es para sentirse satisfechos. Pero no olvidemos también todas las empresas de biotecnologías, a mi me parece que es un paso importante, seguiremos insistiendo. No hay ninguna conformidad, no lamentemos el disponer de ese parque tecnológico, ya que me parece una estupenda aportación, dentro del esfuerzo que la Junta está haciendo en el caso concreto de la provincia de León en la agrupación de suelo industrial, como ejemplo no solamente este parque, sino también de los  polígonos de Villadangos del Páramo y en Cubillos del Sil.

PALENCIA

¿Qué opinión le merece el candidato a la Alcaldía del PP por Palencia, Alfonso Polanco? ¿Cree que logrará conseguir arrebatar la Alcaldía al socialista Heliodoro Gallego?
Heliodoro Gallego es un alcalde muy querida y respetada en Palencia. También lo es Alfonso Polanco como persona vinculada y profesional de los servicios sociales. Es una persona muy próxima y como candidato esta creciendo día a día. Yo creo que Alfonso Polanco, con buenas ideas que tiene desde el punto de vista económico y social, puede ser y va a ser un magnífico alcalde de Palencia.

¿Considera que si el alcalde de Palencia hubiese sido del Partido Popular ya se hubiesen cedido los terrenos para la construcción del nuevo hospital en la capital como ya ha ocurrido en Valladolid y Salamanca?
No lo sé, en casos similares y con tiempos similares, como bien dice en Valladolid y Salamanca se cedieron. Hemos colaborado en otros muchos proyectos con el Ayuntamiento de Palencia pero no alcanzo a comprender que es lo que ha imposibilitado al Ayuntamiento a dar los pasos necesarios para este proyecto. Nosotros, sin embargo, hemos seguido mejorando las infraestructuras en Palencia, por ejemplo con el Centro de Salud de la Puebla o el edificio de Consultas Externas en el propio hospital. Ahora si, es un contraste que hayamos desarrollado ese magnifico edificio de consultas y sin embargo, no hayamos podido llevar a cabo esa ampliación por no contar con los terrenos necesarios. Es un conflicto que no acabo de comprender.

¿Cree que el Gobierno debe de dar una explicación sobre cuáles fueron las circunstancias que permitieron lesionar el honor de la atleta palentina Marta Domínguez?
Desde luego, es un caso flagrante de cómo se atropella y se destroza el honor de una deportista ejemplar muy querida en Palencia y en Castilla y León a la que se la ha condenado por vía del deseo, de la voluntad y de la filtración. Yo no puedo reprochárselo a algunos medios de comunicación, aunque la verdad es que algunos desde luego no se esmeraron. Eso está ocurriendo también en algunos asuntos de interés político, pero ya que este aparentemente no lo tiene, debían dar una explicación del por qué se filtro. En este momento, ¿quién repone lo que ha significado esto para Marta y para esa familia? Todos los palentinos, sean del signo político que sean, deberían de reclamar justicia en esta tema.

SEGOVIA

En Segovia se habla mucho de usted, también en clave municipal. El candidato del PSOE utiliza muy a menudo su nombre.
Me quiere mucho...

Él se agarra a asuntos como el Palacio de Congresos, a las carreteras pendientes de desdoblarse como la de La Granja o la variante...
¡Hombre! Aprovecho para reiterar que hay un compromiso, más que por escrito, formal, de, igual que estamos haciendo en otros proyectos de iniciativa municipal, contribuir con el 40 por ciento de la inversión que llevará ese Palacio de Congresos. Faltan cosas fundamentales: No hay iniciativa municipal, no hay proyecto que yo conozca y no hay cofinanciación por parte del Gobierno. Lo que lamento y puedo asegurar que no hay discriminación porque lo estamos haciendo en León, en Soria, en Zamora o en Burgos porque es nuestro compromiso. Igual es el caso concreto de Segovia, que afortunadamente con el servicio de la Alta Velocidad del que sólo Segovia y Valladolid disponen está en una posición de ventaja y oportunidad que no tienen otras capitales de provincia de Castilla y León. Hombre, entiendo también el recordatorio de la Cl-601, pero hay que recordar a los segovianos que uno de los principales compromisos y en claro contraste con los incumplimientos del señor Rodríguez Zapatero, ha sido la puesta en marcha y funcionamiento la autovía Segovia-Valladolid, que es un eje Sur-Norte fundamental, cuya continuidad natural es el proyecto de autovía Valladolid-León, desgraciadamente olvidado por el Gobierno socialista. La continuación de ese tramo hasta La Granja está efectivamente contemplado en el Plan de Carreteras y creo que en este momento se están haciendo los estudios informativos. A lo mejor el alcalde de Segovia debía haber sido más insistente para lograr el desdoblamiento de ese cuello de botella objetivo que es la variante de la ciudad. De momento, yo sé quién ha impulsado todas las autovías que llevan a Segovia.

El aspirante a la presidencia por el PSOE, Óscar López, concurre por Segovia. Ustedes le han llamado paracaidista...
No. Yo no se lo he llamado.

¿Ve a López e la oposición?
A eso debe contestar él. Yo respondo de mi. Yo sé que no concurro a estas elecciones con un Plan B.

¿En qué consiste un plan B? Hay algo muy fácil, muy sencillo. En este punto está claro, después de 20 años parece justo que se me reconozca y me hace gracia que alguien ponga en entredicho mi grado de compromiso con la región, no tengo plan b y desde luego la mejor prueba de que no lo tengo es mi renuncia expresa a concurrir dentro de unos meses a unos comicios generales. No sé si otros lo podrán decir, pero serán otros los que tengan que decirlo.

Sobre futuros Gobiernos. Le quiero preguntar por Silvia Clemente.
Nos hemos acordado de ella en este ejercicio de balance que hemos hecho. La verdad es que ha hecho bien su trabajo en una consejería complicada, pese al escepticismo mostrado por algunos sectores de un mundo complicado. Silvia Clemente ha demostrado una finura que, habiendo sido recibida hace cuatro años con escepticismo, es extraordinariamente valorada por los protagonistas, que son las organizaciones agrarias, que son los agricultores, que son los ganaderos. De manera que, sin que esto signifique nada, porque no estoy en condiciones de adelantar o no adelantar, Silvia Clemente lo ha hecho muy bien.

¿Pongo a Clemente en su próximo Gobierno?
Bueno, eso lo puede usted decir.

El proceso de las Cajas no le ha satisfecho y además recuerdo que entonces se dijo que "se tomaba nota", supuse que por los que, siendo del PP, llevaron a la unión con Bankia. No he visto novedades en las listas...
No es un problema de que tome o no nota Herrera. Los que deben tomar nota son los segovianos, los que han sentido siempre Caja Segovia como suya y propia. Si los segovianos expresan su satisfacción por ese proceso, no seré yo quien les lleve la contraria, pero creo que se podría haber hecho mucho mejor, de forma más inteligente para los intereses de los segovianos.

Habrá cambios en las delegaciones territoriales, de hecho dos de los actuales son candidatos, pero ¿cambiará las estructuras o sus funciones?
Hablando de austeridad en la estructura administrativa, Castilla y León ha sido siempre un ejemplo de su estructura territorial. Incluso creo que en algunos aspectos, demasiado austera. Estamos hablando de un delegado territorial, una única figura. Eso no va a cambiar. Eso es coherente y consistente con ese esfuerzo que vamos a hacer para conectar y coordinar la gobernación en el territorio. Me estoy refiriendo al mantenimiento del actual mapa de ayuntamientos, salvo que los vecinos lo quieran, que no es el sentimiento que yo percibo, y aquí no tiene que desaparecer ningún ayuntamiento; aquí hay que fomentar la agrupación de ayuntamientos en fórmulas mancomunadas; aquí hay que darle a las diputaciones la dimensión, tamaño, objetivos, etcétera, que marquen la eficacia y su vocación de servicio a las pequeñas estructuras municipales y finalmente, aquí la comunidad autónoma tiene que garantizar la presencia de sus servicios fundamentales en el territorio para que los residentes del medio rural se puedan considerar como ciudadanos de primera. Dentro de eso, no me planteo un cambio de la estructura.

VALLADOLID

¿La fusión de Caja España y Duero con Unicaja supondrá que un vallisoletano tenga opciones de presidir la entidad?
La caja tendrá que tener el mejor presidente posible, ya sea nacido en Valladolid o en el Campo Charro o en León. Lo que veo es que vamos a procesos de consolidación, de ampliación que van a ser posibles por los esfuerzos de culturas muy enraizadas como son la de León y la de Salamanca, que han considerado siempre las cajas como propias. Esta visión amplia y generosa es la que va ayudar a superar esos corsés locales.

¿La próxima legislatura va a ser ,por fin, la del impulso definitivo al área metropolitana de Valladolid?
Desde el punto de vista de la prestación mancomunada y conjunta del servicio de transporte se está haciendo algo ya. Creamos la Comisión del Transporte Metropolitano para Valladolid y su entorno y lleva varios años trabajando en el diseño de este servicio.
Las áreas metropolitanas forman parte de la línea de ordenación del territorio de la que ya hemos hablado, por tanto, esta legislatura será en la que se pongan en marcha algunos de los procedimientos que hasta ahora no hemos sido capaces de articular o no hemos sabido impulsar suficientemente.

La provincia de Valladolid tiene enquistado desde hace unos años un proyecto vital para el desarrollo del entorno rural de Tordesillas. ¿Meseta Esquí tiene solución o vamos a tener que esperar a que pase el plazo que marca la Ley de Montes para poder terminar el proyecto?
Debería tener solución porque nació con un amplísimo consenso político y social que veía en ésta una iniciativa dinamizadora del entorno rural de Valladolid y de Castilla y León. Yo creo que incomprensiblemente el gobierno de Zapatero ha demostrado estar muy vinculado a la dependencia de pequeños grupos, muy dignos pero pequeños grupos, de naturaleza ecologista que ha provocado el frenazo de proyectos importantes en esta provincia y en esta Comunidad Autónoma.

¿Cómo se solucionará el problema de la financiación de nuestros ayuntamientos?
La financiación local está pendiente, no tanto de un acuerdo con las Comunidades Autónomas, sino de un tipo de financiación que no se ha regulado, que aún no se ha establecido, y que ha sido uno de los incumplimientos de Zapatero con Castilla y León. Lo que ha abandonado el Gobierno de España es la financiación local de nuestros Ayuntamientos.


EN CLAVE PERSONAL

¿Cómo se define? Soy una persona normal.
No sale de casa sin… Sin vestirme.
¿Cuál es la última película que ha visto? En el cine ‘El discurso del rey’.
¿Es de lágrima fácil?  Sí.
¿Se emociona con facilidad? Sí, más que de lágrima.
¿A qué dedica su tiempo libre?  A pasear por mi ciudad, visitar todos los sábados a mi librero de cabecera, tomarme mis vinos en los mismos lugares de siempre, comer y estar con los amigos o a ver un Barça-Madrid, sintiendo más los colores blancos.
¿Cuál es su rincón favorito de Castilla y León? Son muchos, probablemente la Cartuja de Burgos.
¿Qué le motiva en el día a día? Creerme las cosas y yo me creo Castilla y León.
¿Es cocinillas?  Poco.
¿Es más de carne o pescado? Todavía estoy en una edad juvenil y soy más carnívoro, aunque voy haciendo la transición poco a poco.
¿Dulce o salado? Salado.
¿Playa  o montaña? Montaña, por supuesto.
¿Cuál es su color favorito? El azul.
Un recuerdo imborrable. El de las personas que ya no están.
¿Su mayor virtud? Que soy muy previsible.
¿Su principal defecto? Quizá viene propiciado por lo comentado anteriormente, que soy rutinario.
¿Hay algo que le quite el sueño? Los problemas, tengo la manía de llevarlos conmigo a la cama.
¿Practica algún deporte? Caminar.
¿Qué le hace perder la sonrisa? Lo mismo que el sueño, los problemas.
¿Hay un antes o un después de algo o alguien en su biografía? Sí, pero no se lo voy a decir.
¿Piensa más con la cabeza o con las siglas del PP? Con la cabeza.
Si le preguntan ‘¿qué tal se vive en Castilla y León?, ¿qué le diría? Que yo no salgo de Castilla y León. Aquí nací, aquí vivo y aquí acabaré.
Un lugar para perderse. El Camino de Santiago.
¿Algún vicio o manía confesable? Que soy rutinario.

añadir a meneame  añadir a freski  añadir a delicious  añadir a digg  añadir a technorati  añadir a yahoo  compartir en facebook  twittear 

Grupo de información GENTE · el líder nacional en prensa semanal gratuita según PGD-OJD
Desarrollado por Tres Tristes Tigres